Irán dice que el asesinato de científicos no detendrá su programa nuclear

0

TEHERÁN.  Un científico nuclear iraní murió el miércoles en Teherán en un atentado con coche bomba atribuido por el régimen iraní a Israel, en un contexto de nuevas tensiones entre los países occidentales y la República Islámica por su programa nuclear.

El científico, Mostafa Ahmadi Roshan, trabajaba en la planta de enriquecimiento de Natanz (centro), informó la agencia de prensa iraní Mehr.

El vicegobernador de Teherán, Safar Ali Baratloo atribuyó el atentado a “la entidad sionista” israelí, aduciendo que el método utilizado -dos motociclistas que adhieren una bomba magnética a un vehículo- es similar al que fue empleado para matar a otros tres científicos iraníes en los últimos dos años.

El ataque se produjo por la mañana, a proximidad de la Universidad Alameh Tabatabai, en el este de la capital iraní.

Ahmadi Roshan murió y otros dos pasajeros del vehículo, entre ellos su guardaespaldas, resultaron heridos, según Baratloo.

“El ingeniero Ahmadi Roshan, que hace nueve años obtuvo una licencia en Química en la universidad Sharif, era el vicedirector para los asuntos comerciales de la planta de Natanz”, precisó la agencia Mehr.

Natanz es la principal planta de enriquecimiento de uranio de Irán, con más de 8.000 centrifugadoras. La Universidad Sharif, de Teherán, es la más reputada de las instituciones de formación científica del país.

Otra agencia iraní, FARS, indicó, citando a un colega del científico, que Ahmadi Roshan trabajaba en un proyecto de membranas de polímeros utilizados en la separación de gases.

En el Parlamento iraní, la noticia fue recibida por los diputados al grito de “Muerte a Israel” y “Muerte a Estados Unidos”.

“Actualmente, quienes pretenden luchar contra el terrorismo atacan a nuestros científicos. Pero tienen que saber que los científicos iraníes están más decididos que nunca a avanzar por el camino del progreso científico”, proclamó el vicepresidente iraní, Mohamad Reza Rahimi.

El presidente iraní, Mahmud Ahmadinejad, se encuentra actualmente en una gira por países latinoamercanops enfrentados a Estados Unidos. Este miércoles viajará de Nicaragua a Cuba, donde se reunirá con el presidente Raúl Castro.

La gira se produce en momentos en que los países occidentales acentúan la presión, ante la sospecha de que el programa nuclear iraní se propone construir una bomba atómica. Estados Unidos reforzó sus sanciones y la Unión Europea anunció un principio de acuerdo para decretar un embargo a las importaciones de petróleo iraní.

La República Islámica ya ha sido objeto de seis condenas del Consejo de seguridad de la ONU y de severas sanciones internacionales debido a sus actividades nucleares.

En Caracas, primera etapa de su periplo, Ahmadinejad volvió a rechazar esas sospechas y recibió el apoyo del presidente venezolano Hugo Chávez.

En respuesta, Irán advirtió contra la presencia militar de Estados Unidos en el Golfo Pérsico y amenazó con cerrar el estrecho de Ormuz, por donde pasa el 35% del transporte marítimo mundial de crudo.

También el representante de Irán ante la Agencia Internacional de la Energía Atómica (AIEA), Ali Asghar Soltanieh, rechazó el martes las críticas.

“Todas las actividades nucleares de Irán, en particular el enriquecimiento de uranio en Natanz y Fordo, se encuentran bajo la vigilancia de los inspectores de la y sus cámaras vigilan las 24 horas del día esas actividades”, declaró.

Dos de los tres científicos iraníes ultimados desde enero de 2010 trabajaban para el programa nuclear del país.

Y el actual jefe de la organización iraní de la energía atómica, Fereydun Abasi, escapó a un atentado similar en 2010, cuando tuvo el reflejo de abandonar su automóvil luego que un motociclista fijara una bomba contra la puerta de su vehículo.

Los dirigentes iraníes acusan a Israel y a Estados Unidos de ser responsables de estos atentados, así como de un ataque informático por el virus Stuxnet que al parecer perturbó la actividad de enriquecimiento de uranio de Irán en 2010.

AFP

Regalanos un Like!!!

No hay comentarios

Participa en el debate, deja un comentario.