Según estudio vivir juntos podría ser más “sano” que casarse

0

En resumen, el estudio de la Universidad de Cornell asegura que el matrimonio ofrece pocas ventajas para el bienestar en comparación con la cohabitación.

El estudio también halló que los beneficios del matrimonio se reducen con el tiempo, mientras que las parejas no casadas que viven juntas experimentan una mayor felicidad y autoestima, a mediano y largo plazo.

Investigadores examinaron datos de 2,737 hombres y mujeres solteros que participaron en la Encuesta nacional de Familias y Hogares de EE.UU. De esas personas, 896 se casaron o se mudaron con su pareja en un período de seis años.

Tanto el matrimonio como la cohabitación llevaron a aumentos a corto plazo en los niveles de felicidad y a menos síntomas depresivos, en comparación con ser soltero.

Pero las personas que estaban recién casadas o cohabitaban hacía poco tiempo tenían menos contacto con sus padres y familiares que las personas solteras, y ese efecto continuó con el tiempo, según un estudio que aparece en la edición de febrero de la revista Journal of Marriage and Family.

“Hallamos que las diferencias entre el matrimonio y la cohabitación tienden a ser pequeñas y a disiparse después de un periodo de luna de miel, sin embargo, hay cambios sustanciales a mediano y largo plazo”, aseguró Kelly Musick, profesora del Colegio de Ecología Humana de la Universidad de Cornell.

Aunque las parejas casadas experimentaron mejoras de salud,relacionadas con los beneficios formales del matrimonio, como los planes de atención de salud compartidos, las parejas que cohabitaban experimentaban mayores mejoras en la felicidad y la autoestima”, señaló Musick.

“Para algunos, la cohabitación podría conllevar menos obligaciones no deseadas que el matrimonio y permitir más flexibilidad, autonomía y crecimiento personal”, agregó.

“En comparación con la mayoría de los países industrializados, EE.UU. sigue valorando el matrimonio por encima de otras formas de familia”, señaló. “Sin embargo, nuestra investigación muestra que el matrimonio no es de ningún modo singular en la promoción del bienestar y que otras formas de relaciones románticas pueden proveer los mismos beneficios”.

Fuente Holadoctor.com

Regalanos un Like!!!

No hay comentarios

Participa en el debate, deja un comentario.