Fallo de la Corte: el testigo de Jehová no recibirá una transfusión de sangre

Argentina. La Corte Suprema de Justicia de la Nación resolvió que se respete la voluntad de Pablo Albarracini, el joven que está en coma y que por su creencia religiosa como testigo de Jehová se niega a recibir una transfusión de sangre.

Albarracini fue herido de un balazo en el pecho durante un robo, y desde entonces se encuentra en estado crítico, internado en la Clínica Bazterrica.

Su esposa, de la misma religión, rechazó la transfusión.

Para tratar de que los médicos lo operaran, su padre, Jorge, recurrió a la Corte Suprema y presentó un amparo.

El dictámen del máximo tribunal se conoció cerca de la medianoche, luego de que, por la tarde, un perito del Cuerpo Médico Forense verificara el estado de salud del paciente.

La Corte dio por acreditada la condición religiosa de Pablo.

El abogado Ricardo Monastero, que representa al padre del joven, informó sobre el fallo de la Corte: “Básicamente, establece que no hay constancia de que Pablo haya variado su voluntad, y que no hubo de cambio de parecer”.

“Dice que hay que respetar el derecho del paciente y en función de eso dictó un fallo convalidando una voluntad antecedente”.

Según afirmó a la señal TN, los familiares de Pablo están en su domicilio, y ya tienen una copia del documento. “Tiene la tranquilidad de espíritu de haber llegado a la última instancia para salvar al vida de su hijo”, dijo Monastero.

La mujer y la mamá de Pablo son testigos de Jehová. Su hermana Natalia también lo fue, pero después optó por seguir otro camino. “Yo conozco mucho la fe de los testigos de Jerhová porque mi mamá me crió en esa fe. Sé que son gente amorosa y misericordiosa. Yo quiero misericordia para mi hermano que está luchando por su vida hace 27 días”, dijo el pasado miércoles.

Este caso se inició el 5 de mayo último cuando el hombre de 38 años fue baleado durante un robo e internado en la Clínica Bazterrica donde permanece inconciente. A criterio de los médicos de la clínica la gravedad de su estado de salud requería que el paciente reciba transfusiones de sangre, pero su esposa desde hace cinco meses, Romina Carnevale, se negó en virtud de las creencias religiosas de su marido.

lanacion.com.ar

Regalanos un Like!!!