Bioterrorismo: un informe apunta a los riesgos de los laboratorios en EEUU

0

WASHINGTON. Un grupo de expertos del Congreso estadounidense apuntó en un informe publicado este lunes a los fallos de seguridad de los laboratorios especializados en los riesgos vinculados al bioterrorismo, advirtiendo sobre los peligros de posibles accidentes.
BioTerrorismo

El trabajo de los expertos detectó una falta de control que persiste a pesar de un informe de 2009, indica la gubernamental Accountability Office (GAO) -el organismo que audita, evalúa y de investigación del Congreso- mencionando la fecha de su informe precedente sobre el tema.

“Estas fallas son aún más evidentes hoy en día que hace tres años debido a las restricciones presupuestarias actuales que obligan a establecer prioridades”, señala la GAO.

Estos laboratorios encargados de proteger a la población contra los riesgos de ataques bioterroristas y brotes de enfermedades se han multiplicado en Estados Unidos desde los ataques del 11 de septiembre de 2001.

Las instalaciones cuentan con mayor riesgo de accidentes porque no tienen edificios y operaciones estandarizadas, afirmó la GAO.

“GAO encontró una continua falta de estándares nacionales para el diseño, construcción, puesta en servicio y operaciones de los laboratorios de alta contención”, afirmó el informe.

“En ausencia de criterios fundamentales, cada laboratorio puede ser diseñado, construido y mantenido según las restricciones locales. Esto complica la evaluación y garantía de seguridad, como apuntamos en nuestro informe de 2009”, continuó.

Una falta de vigilancia ha persistido a pesar de un informe de 2009 a cargo de la oficina de consultoría del gobierno relacionada con esta cuestión, sin que ningún otro organismo se quedara a cargo de la seguridad o los objetivos de investigación en los laboratorios de bioterrorismo, afirmó el GAO en su informe.

Se trata de instalaciones costosas de construir y mantener, pero no cuentan con estándares de seguridad que los engloben a todos, a pesar de las preocupaciones que surgieron en 2001 con la avalancha de ataques con cartas con esporas de ántrax que acabaron con la vida de cinco personas.

Un científico del gobierno estadounidense estuvo implicado, pero se mató antes de que el caso pudiera llegar a juicio, por lo que todavía existen interrogantes sobre los verdaderos culpables de este caso.

Además, al no haber un organismo en control de las prioridades de investigación, incluso los proyectos importantes -como el propuesto laboratorio bio de 1.140 millones de dólares y otro de agrodefensa para fabricar vacunas contra enfermedades animales de alto riesgo que podrían afectar a humanos- se encuentran en peligro en un momento en que en Estados Unidos se realizan dramáticos recortes presupuestarios.

“Enfrentados a los recortes presupuestarios nacionales actuales, lograr esa prioridad en investigación será dudoso”, afirmó el informe de GAO.

La GAO apela a la Casa Blanca a “asegurar que se realizan evaluaciones regulares de la investigación nacional sobre bioseguridad y sus necesidades de desarrollo” sean llevadas a cabo.

AFP

Regalanos un Like!!!

No hay comentarios

Participa en el debate, deja un comentario.