Banquero ofrece 1 millón de dólares a quien pueda resolver una ecuación

2

calculadora1

 

 

Si sientes pasión por los números, es posible que puedas llegar a ser millonario sin necesidad de calcular las probabilidades que tienes de sacarte la lotería. En realidad puedes llegar a serlo ahora mismo, bastando que resuelvas una “simple” ecuación.

Se trata de la conjetura de Beal, un dilema matemático que mantiene absortos a los científicos desde 1993, sin que hasta la fecha nadie haya sido capaz de resolverlo.

La recompensa corre por cuenta del acaudalado banquero tejano Andrew Beal, quien formuló el enigma mientras examinaba el último teorema de Fermat, ofreciendo en 1997 una recompensa de 5.000 dólares (2.5 millones de pesos) a quien entregara una respuesta. Ahora, el empresario decidió subir la apuesta a 1 millón de dólares, para animar a los competidores.

“Elevar el premio es una buena forma de atraer atención para las matemáticas y para la conjetura de Beal en específico. Espero que muchos jóvenes se sientan entusiasmados para caminar hacia el maravilloso mundo de las matemáticas”, afirmó en un comunicado de la Sociedad Americana de Matemáticas (AMS).

Pero… ¿de qué trata el problema? Repetimos textualmente su interpretación, para no equivocarnos:

“La conjetura de Beal establece que las únicas soluciones para la ecuación Ax + By = Cz, donde A, B y C son números enteros positivos, mientras x, y y z son números enteros positivos mayores que 2, son aquellas en que A, B y C tienen un factor común primo”.

Según sus autores, al igual que la mayoría de las teorías numéricas, se trata de un problema “fácil de enunciar pero extremadamente difícil de probar”.

Por ello, quienes deseen cobrar la millonaria suma, tendrán 2 años para enviar ya sea una solución o un ejemplo que contradiga la fórmula. La solución deberá ser publicada por una publicación reputada de matemáticas, mientras que una contradicción deberá estar sujeta a una verificación independiente.

Otros problemas matemáticos famosos

La conjetura de Beal está lejos de ser la única ecuación que ha fascinado a los matemáticos. De hecho, el récord mundial al más antiguo sin resolver es la conjetura de Goldbach, publicada por este matemático ruso en 1742, el cual determina que cualquier número entero positivo par mayor que 3, resulta de la suma de dos números primos.

Desde luego, no todos permanecen sin resolver… ni sin recompensa. En 2000, el Instituto de Matemáticas Clay asignó 1 millón de dólares a quienes resolvieran 7 enigmas matemáticos. Una década después, el matemático ruso Grigori Perelman logró resolver uno de ellos, describe IB Times.

 

Regalanos un Like!!!

2 Comentarios

Participa en el debate, deja un comentario.