Cuidado: Más selfies, menos sexo

0

Al parecer, las personas fanáticas a sacarse selfies sugestivas no tienen una vida ideal. Un investigador holandés quería saber qué hay detrás de esta conducta cuando se torna adictiva. Y encontró algo muy sorprendente.

Selfie

Muchas personas, y entre ellos hay una larga lista de famosos, son adictas a las selfies sensuales, y lo que encierra este hábito es mucho más que egocentrismo o narcisismo: en realidad, es una llamada de auxilio ante la falta de sexo.

Esa es la interesante conclusión del estudio “El rodaje de las dificultades y la soledad”, elaborado por la Universidad de Wageningen, de Holanda.

El investigador Christyntjes Van Gallagher y su equipo sondearon a 800 personas adictas a los autorretratos en busca de conductas egocentristas, pero se sorprendieron al descubrir que el 83% de las personas entrevistadas no tenía una vida sexual activa. Y que utilizan las selfies como una llamada de auxilio ante el abandono sexual.

“Los adictos a las selfies evalúan su nivel de bienestar en la imagen que construyen de sí mismos, utilizando las tecnologías para manipular la imagen real que obtuvieron de ellos y así poder vender algo que no existe, sin entender que la vida no es un photoshop”, señalaron los investigadores de la Universidad de Wageningen.

Gracias a la llegada de los teléfonos celulares con cámara delantera, las selfies, conocidas anteriormente como autofotos o autorretratos, se convirtieron en un verdadero furor en todo el mundo, llevando el fanatismo al punto de la adicción.

Selfies: furor mundial

Selfie, la palabra que se utiliza en inglés para referirse a las fotos tomadas por uno mismo, fue nombrada la palabra del año 2013 por el Diccionario Oxford y su uso aumentó nada menos que un 17.000% sólo en ese año. Cientos de miles de millones de fotos se encuentran hoy publicadas en las redes sociales de internet.

Famosos y no famosos, disfrutan de sacarse fotos al natural en diferentes situaciones cotidianas. Hasta el Papa Francisco accedió a tomarse fotos autosacadas con algunos seguidores.

¿Cómo salir delgada en las selfies?

Lejos de ser una conexión a nivel humano, el publicar constantemente una foto auto-sacada puede ser un pedido de aprobación y aceptación de los demás, lo que puede ser un arma de doble filo, depende la repercusión y aceptación que encontremos, dicen los especialistas.

Un estudio da cuenta de los daños que puede provocar el uso excesivo las selfies en Facebook: investigadores de la Sony Brook University de Nueva York, han encontrado que el uso excesivo de esta red social puede provocar una predisposición a desarrollar un trastorno de ansiedad y depresión en los adolescentes, sobre todo en las mujeres, que tienden a comparar sus realidades con las que ven en este mundo “ideal” de las redes sociales.

Fotos y autoestima

Por otra parte, investigadores canadienses, en un estudio publicado en Psychological Science, hallaron que las personas con una autoestima baja, ahogan a sus amigos de Facebook con detalles negativos sobre sus vidas, lo que hace que resulten menos agradables y tengan menos seguidores.

“La necesidad de mostrarse puede ser considerada una forma de existir socialmente, la gente muestra lo que quiere mostrar, en general adquisiciones, viajes, situaciones felices. Es una moda social que tiene que ver con la idea de que lo que está en los medios es lo que existe, como una forma de auto-afirmar la existencia”, explicó a HolaDoctor el psiquiatra argentino Daniel Navarro.

En general, las fotos que llegan a los demás tienen que ver con una imagen que la persona quiere reflejar de sí misma o con el envío de un mensaje.

Fuente Holadoctor.com

Regalanos un Like!!!

No hay comentarios

Participa en el debate, deja un comentario.