Estos alimentos engordan más que una hamburguesa

0

¿Quién no ha probado una hamburguesa en su vida? Seguramente muy pocos se hayan librado de ese antojo y se han ‘apretado’ un elevado número de calorías para su cuerpo. Entrar a un restaurante de comida rápida supone un aumento de peso seguro pero un estudio de la versión digital del ‘New York Post’ ha añadido una serie de alimentos que suponen una fuente importante de calorías, muchas más que las que pueda aportarte una hamburguesa con queso. Que.es

Palomitas

Kyle Smith, periodista que se encargó de publicar dicha información, aprovechó la publicación de la ley de Protección al Paciente y Cuidado de Salud Asequible de Estados Unidos, la cual se hizo pública por varios restaurantes para dar a conocer las calorías que contienen cada uno de sus platos.

Por ejemplo, ¿cuántas calorías pueden tener las hamburguesas famosas del McDonald’s de sólo un euro? Según la información que aparece en la web de la franquicia, 254 calorías. Imagínate lo que puede engordar un menú más grande y con más salsas…
Eso sí, pese a ello aún hay productos que aportan muchas más calorías… Repasamos esos alimentos que hacen tu dieta se descontrole… ¡aunque sea por sólo un día!

Palomitas con mantequilla

Si eres de los que le encanta ir al cine y cogerse un bol gigante de palomitas para pasar las dos horas de película, tienes que tener en cuenta que son una fuente de calorías desbordante. Según este estudio, una ración engorda 1.600 calorías, es decir, prácticamente la cantidad diaria recomendada en la dieta de un adulto (que está fijada en las 2.000 calorías).

¡Ahora seguro que la próxima vez que vayas al cine te lo piensas dos veces! Existen alternativas saludables: opta por las tortitas integrales de chocolate. Ricas y también crujientes. ¡Querer es poder!

Gusanitos

Si eres de los que pensaba que los gusanitos son sólo aire, estás muy equivocado. ¿Por qué? Pese a lo que creías, es un producto que tiene un alto nivel calórico. Sí, hablamos de esas bolsas industriales con las que complaces a tus hijos y con los que contribuyes a que la obesidad infantil aumenta un poco más cada día. Cada 85 gramos, aportan 480 kilocalorías. ¡Una auténtica barbaridad!

Las bolsas pequeñitas, es decir, las que suelen comercializar en frutos secos, ultramarinos y tiendas de chinos son de 30 gramos, es decir, que en unos minutos te metes para el cuerpo más de 200 calorías, lo mismo que una hamburguesa del McDonald’s de 1 euro. Así que aire, aire, más bien poquito.

Ensalada césar

Hay un grupo elevado de personas que cuando van al McDonald’s, Burger King u otro tipo de restaurantes con una carta altamente calórico deciden pedir una ensalada césar. ¿Por qué? Todos ellos creen que es mucho más sana, ya la lechuga es muy saludable en todas las dietas.

Sin embargo, no todo es como parece. ¿Por qué? Principalmente por el pollo empanado que incluye, por los picatostes y por la salsa césar. Todo ello acaba formando una peligrosa bomba que acaba aportando a tu cuerpo algo más de 1.000 calorías.

Siempre hay opciones mucho más sanas como una ensalada de atún o la típica con tomate de toda la vida.

Batido de vainilla/ chocolate blanco

Los más golosos de la casa también tienen que tener cuidado con ciertas cosas que piden cuando van a merendar fuera. ¿Por qué? Por ejemplo, los batidos de varios restaurantes, como el de vainilla o el de chocolate blanco, son una importante fuente de calorías, ya que pueden superar, en algunos casos, las 1.000 calorías.

Hay opciones mucho más recomendables (y también más baratas y saludables) como preparar un zumo casero de frutas refrescante. Ahora que el verano se acerca, frutas como el melón o la sandía pueden ser una alternativa perfecta para intentar saciar el ansia de dulce que nos aprieta.

Queso emmental

El queso es otro de los alimentos que tienes que comer con especial cuidado, ya que sus grasas suelen ser elevadas y engordan mucho más de lo que pensamos. 100 gramos de emmental, uno de los más consumidos, equivalen a la ingesta de 400 calorías, es decir, algo más de lo que aporta al cuerpo humano una hamburguesa con queso.

Si eres un amante de los lácteos y en especial del queso, opta por el fresco, una opción refrescante y sin muchas calorías. Si te obsesiona el tema de engordar, puedes decantarte por el queso sin sal y el 0% materia grasa.

Fuente: http://www.lapatilla.com

Regalanos un Like!!!

No hay comentarios

Participa en el debate, deja un comentario.