Así se derrumba la campaña sucia contra República Dominicana

0

Santo Domingo. El gobierno del presidente de la República Dominicana rechazó hoy de forma enérgica y categórica el informe rendido por Human Rights Watch en el que acusa al país de llevar a cabo deportaciones masivas contra miles de haitianos.

“No podemos tolerar que cualquier persona venga a nuestro país, diga mentiras, pretenda hacerle daño a República Dominicana y no obtenga una respuesta”.

“Usted tiene libertad para decir, pero debe saber también que si le falta el respeto a nuestro país sepa usted que nos va a tener de frente y que le vamos a responder” dijo el portavoz del Gobierno y director general de Comunicación Roberto Rodríguez Marchena.

Marchena

Rodríguez Marchena proclamó que ningún otro país del mundo en el que ha aplicado medidas similares puede exhibir tan alto porcentaje de regularización de personas sin papeles en su territorio.

Dijo que el presidente Danilo Medina ha sido el único presidente que ha tenido la valentía y la humanidad encarar una situación como tema migratorio, un reclamo que desde hace varios años lo venía reclamando nuestra sociedad.

Enfatizó que República Dominicana le está reconociendo derechos a los haitianos que no se lo reconoce su propio país, pues no le ha dado los papeles.

Reiteró lo dicho por el presidente dominicano de que en nuestro país no hoy ni un solo caso de apatridia. Dijo que el ACNUR no tiene NI ha presentado registro suficientemente documentado.

“Nuestros periodistas en la mañana de hoy desempeñaron una labor patriótica en ese escenario” Dijo que la batalla que libró hoy el pueblo dominicano fue ganada ampliamente por esos periodistas.

Señaló que hoy a las cinco de la tarde el gobierno dominicano difundió hoy un comunicado oficial acompañado de la cuarta historia de haitianos sin papeles en República Dominicana.

En el video titulado “Yo nunca recibí maltrato”, se cuenta la historia de Joseph Bodener llegó en 2004. Trabajó como echadía en agricultura. Volvió a Haití y regresó en 2006 para trabajar la construcción. Ahora es conserje del edificio que ayudó a construir.

Cuarta historia de haitianos sin papeles en República Dominicana. Joseph Bodener llegó en 2004. Trabajó como echadía en agricultura. Volvió a Haití y regresó en 2006 para trabajar la construcción. Ahora es conserje del edificio que ayudó a construir.

Tan pronto supo del Plan de Regularización de extranjeros en condición migratoria irregular se inscribió con lo mínimo. Cuando lo visitamos terminaba de reunir los papeles que demuestran su arraigo en nuestro país. Debe presentarlos cuanto antes.

Joseph dice que sus patronos lo tratan bien, le pagan bien y que no ha recibido maltrato de los dominicanos.

“Tiene que estar legal en el país, porque el país no es tuyo, igual que en tu país, tiene que estar legal, tiene que tener su documento. Normal”.

El presidente Danilo Medina tuvo la valentía y la humanidad de aplicar la ley de Migración, una ley de agosto de 2004, pero que entró en vigencia en octubre de 2011, que ordenaba la ejecución de un Plan Nacional de Regularización para extranjeros  en situación migratoria irregular, es decir, buscaba documentar a todas las personas sin papeles residentes en nuestro país.

Como resultado de ese plan, 288,486 extranjeros se inscribieron. Estamos hablando de un asombroso 70% de las 416,318 personas que debieron hacerlo. Ningún otro país del mundo que ha aplicado medidas similares puede exhibir tan alto porcentaje de regularización de personas sin papeles en su territorio.

Con el mismo ánimo y determinación, Danilo Medina sometió al Congreso y, con el voto casi unánime de senadores y diputados, logró la aprobación de la Ley Especial 169-14 para nacidos en República Dominicana de padres en situación migratoria irregular con y sin papeles dominicanos.

Gracias a esta ley y luego de una auditoría, la Junta Central Electoral (JCE) reconoció que 55 mil nacidos en República Dominicana + sus descendientes , hijos de ambos padres en situación migratoria irregular, que obtuvieron alguna vez papeles dominicanos, acta de nacimiento, cédula o pasaporte, son dominicanos.

Además, que 8,755 nacidos en nuestro país hijos de ambos padres en situación migratoria irregular, pero que no tienen ningún documento legal que les acredite como dominicanos, podrán acceder al proceso de naturalización en un plazo de 2 años.

Regalanos un Like!!!

No hay comentarios

Participa en el debate, deja un comentario.