Murió Bobbi Kristina Brown

1

Bobbi Kristina Brown, hija de la fallecida artista Whitney Houston y el cantante de R&B Bobby Brown, murió el domingo, cerca de siete meses después de haber sido hallada boca abajo e inconsciente dentro de una bañera, informó una representante de la familia Houston. Tenía 22 años.

“Bobbi Kristina Brown falleció el 26 de julio de 2015 rodeada por su familia, finalmente está en paz en brazos de Dios. Queremos agradecerles a todos de nuevo por su enorme cantidad de amor y apoyo durante estos últimos meses”, indicó Kristen Foster el domingo.

Bobbi Kristina Brown

Pasó meses hospitalizada en Atlanta luego que la hallaron el 31 de enero en la casa que compartía en un suburbio de Atlanta con Nick Gordon, el hombre al que se refirió como su esposo. Gordon le dijo a la policía que parecía no respirar y que no tenía pulso antes de que llegaran a auxiliarlos. La policía lo calificó como un “ahogamiento” en su reporte.

Fue tristemente similar al modo en que su famosa madre falleció tres años antes.

Durante la prolongada hospitalización de Bobbi Kristina, parientes emitieron declaraciones contradictorias en relación a su estado.

El 24 de junio, su tía Pat Houston dijo que la habían trasladado a cuidados paliativos.

Bobbi Kristina, la única heredera del patrimonio de su madre, se identificaba en Twitter como “Hija de la Reina WH”, “Artista/Actriz” con William Morris & Co., y “LA ÚLTIMA de una especie en extinción”. Le dijo a Oprah poco después del deceso de su progenitora en el 2012 que quería seguir adelante con el legado de su madre cantando, actuando y bailando. Pero su carrera nunca despegó.

Bobbi Kristina era la hija única de Houston y Brown, y pasó toda su vida bajo la luz de los medios del entretenimiento, asistiendo a ceremonias de premios y apareciendo en alfombras rojas con sus padres.

En el 2009 interpretó un tema a dúo con su madre en la TV, “My Love Is Your Love”, desde el Parque Central de Nueva York. Se convirtió en una sensación en las redes sociales, publicando más de 11.000 tuits y atrayendo a 164.000 seguidores.

El actor y productor Tyler Perry dijo que tenía futuro como actriz tras su debut en su programa de TV “For Better or Worse” en el 2012, pero sólo apareció en un episodio. Aparte de dos desventurados reality shows y el ocasional video de algún paparazzo, su imagen se vio mayormente en las “selfies” que ella misma publicó.

Houston, conocida como “La novia de América”, era imposible de igualar.

A lo largo de su carrera vendió más de 50 millones de discos tan sólo en Estados Unidos. Su voz, una mezcla ideal de potencia, elegancia y belleza, hacía que clásicos como “Saving All My Love For You”, “I Will Always Love You”, “The Greatest Love of All” y “I’m Every Woman” volvieran a ser éxitos. Sus seis Grammy son sólo una fracción de los múltiples premios que recibió. La cantante también protagonizó las películas “The Bodyguard” (“El guardaespaldas”) y “The Preacher’s Wife”.

Bobby Brown tenía una imagen de chico malo pero también se convirtió en un gran astro de la música. Sus discos con el grupo New Edition se certificaron platino por sus altas ventas y debutó como solista antes de que su abuso de drogas y problemas legales descarrilaran su carrera.

Bobbi Kristina apareció con sus padres en el 2005 en el reality de Bravo “Being Bobby Brown”, que mostraba a sus padres peleando, maldiciendo y compareciendo en la corte. The Hollywood Reporter dijo que el programa reveló que Brown era “aún más vulgar que lo que insinúan los tabloides” y que logró “robarle a Houston cualquier pizca de dignidad” que le quedaba.

Años antes, mientras Houston se preparaba para dar a luz a Bobbi Kristina, dejó claramente a Bobby Brown fuera de su testamento, colocando todo su patrimonio en un fideicomiso “a beneficio de sus hijos y más remotos descendientes”, según una petición presentada en el 2012 por los Houston.

Tras su divorcio en el 2007, Houston mantuvo la custodia de Bobbi Kristina y la crió junto con Gordon, un huérfano tres años mayor que su hija. Houston trajo a Gordon a su familia, y aunque nunca lo adoptó formalmente ni lo incluyó en su testamento, ambos la llamaban “mamá”.

El fuerte vínculo del trio se quebró cuando la asistente de Houston halló a la cantante sin vida boca abajo en una bañera llena de agua en el Hotel Beverly Hills justo antes de la ceremonia de los Premios Grammy del 2012. Las autoridades encontraron medicinas con receta en la suite, y evidencia de cardiopatía y cocaína en su organismo, pero determinó que fue un ahogamiento accidental.

Bobbi Kristina, entonces de 18 años, estaba en el hotel y se puso tan histérica que tuvo que ser hospitalizada. “No era sólo mi madre, era mi mejor amiga”, le dijo a Oprah.

Ella y Gordon entonces hicieron público su romance, publicando mensajes desafiantes en internet luego que la prensa sensacionalista los acusara de incesto.

Los Houston toleraron su relación y aparecieron con ellos en televisión ese año en el reality show de Lifetime “The Houstons: On Our Own”.

Pero en un episodio revelador, los parientes de la fallecida cantante sermonean a la pareja sobre los peligros del alcohol luego que se aparecen en un estado obviamente alterado, y acusan a Gordon de no cuidar como se debe a la chica en duelo.

Las relaciones entre Gordon y algunos otros parientes siguieron agriándose a lo largo del último año y tras la hospitalización de Bobbi Kristina. Una orden de protección le prohibió estar a menos de 61 metros (200 pies) de Pat Houston. Una pelea estalló en torno a si Gordon podía visitar a Bobbi Kristina mientras estaba en el hospital.

El 24 de junio, un representante de Bobbi Kristina designado por la corte demandó a Gordon, acusándolo de malinterpretar su relación con Bobbi Kristina. La querella lo acusa de ser violento con ella y de sacar más de 11.000 dólares de su cuenta mientras ella estaba en un coma inducido trasla tragedia del 31 de enero.

La demanda acusaba a Gordon de violencia, agresión, de causar intencionalmente angustia emocional, de enriquecimiento injusto y de apropiación ilícita.

El fiscal de distrito del condado de Fulton Paul Howard dijo que él y su oficina están interesados en revisar el archivo de la investigación para determinar si se formulará algún cargo.

Bobbi Kristina era extremadamente rica para ser una adolescente, pero su dinero estaba en un fideicomiso diseñado para evitar que los acreedores y depredadores se aprovecharan de gente que no puede manejar su dinero. Su abuela, Cissy Houston, y su tía, Pat Houston, eventualmente asumieron el control del fideicomiso y llevaron a Bobbi Kristina a la corte para proteger el patrimonio.

Los Houston llamaron a Bobbi Kristina “un blanco altamente visible para aquellos que ejercerían una influencia inapropiada sobre su herencia y/o buscaran beneficiarse de sus recursos y de su fama”, y exhortaron a un juez a que retrasara el momento en que pudiera tener control del dinero.

Bobbi Kristina estuvo de acuerdo con el retraso, y el juez accedió a su solicitud de sellar el caso.

La magnitud de la herencia de Houston es un secreto bien guardado.

En mayo, un juez designó a Bobby Brown y Pat Houston como tutores de Bobbi Kristina, dándoles responsabilidad conjunta en decisiones relacionadas con su cuidado y necesidades médicas. La abogada Bedelia Hargrove fue designada curadora para supervisar los bienes de Bobbi Kristina, incluyendo sus derechos y quejas legales.

Houston firmó un contrato discográfico de 100 millones de dólares en el 2001, pero no cumplió con su parte y perdió dos casas en ejecuciones hipotecarias hacia el final de su vida. Pero su súbita muerte revivió la sed por su música, y su nombre e imagen generaron ingresos que se volvieron parte de la herencia de Bobbi Kristina.

Para enero del 2014, los jóvenes que crecieron como hermanos compartían una casa en Alpharetta, Georgia, y se llamaban marido y mujer.

Publicaron imágenes de sus manos con sortijas de matrimonio y la leyenda “#FelizmenteCasados. Tan #Enamorados. Si es que no lo entendieron a la primera”. Ambos se tatuaron en las muñecas las iniciales “WH” con palomas volando, y Gordon se hizo además un gran retrato de Houston en el brazo.

El anuncio de su matrimonio afligió a Pat Houston, quien obtuvo una orden de restricción contra Gordon dos meses después.

“Caray, jaja, es increíble cómo el mundo te juzga por cualquier cosa”, tuiteó Bobbi Kristina en ese entonces.

Para septiembre pasado, Pat Houston dijo que estaba “muy orgullosa de Krissy”.

“Los jóvenes de hoy se enfrentan a tanto con las redes sociales y todo lo demás que se les presenta”, dijo Pat Houston a The Associated Press. “Tratamos de estar ahí para ella, simplemente de guiarla y dirigirla”.

A juzgar por sus mensajes en la red, Bobbi Kristina estaba enfocada en el inminente aniversario de la muerte de su madre. En uno de sus últimos tuits, dijo, “Tu pequeña dama y tu jovencito en crecimiento @nickdgordon te extrañan mami ..:) tanto.. te amo más cada segundo. #Aniversario!”.

Fuente El Nuevo Día 

Regalanos un Like!!!

1 Comentario

Participa en el debate, deja un comentario.