Cuando los niños roncan

0

Cuando se habla de roncar,  pensamos de inmediato por lógica en una persona adulta. Nunca nos detenemos a pensar que los niños también lo hacen.

niño durmiendo

“El ronquido es algo que puede afectar a los menores de todas las edades, hasta a los bebés”, dice la  pediatra Janeth Ceja, vinculada a Kaiser Permanente Riverside. “Algunos niños roncan de manera ocasional y otros son roncadores crónicos”. Prueba de ello son los datos de la Fundación Nacional del Sueño que estiman que 1 de cada 10 niños ronca la mayoría de las noches.

De acuerdo con la galena, el ronquido infantil puede ser causado por apnea del sueño,  infecciones respiratorias, rinitis alérgica, hiperplasia o crecimiento de adenoides y  amígdalas, desviación del tabique nasal o el uso de ciertos medicamentos antes de acostarse.

“Si un niño  ronca regularmente o respira por la boca durante el día, los padres tienen que hablar con su médico”, señala Ceja. “Es importante identificar la causa del ronquido y tratatarla cuanto antes, particularmente si se trata del apnea del sueño, un trastorno que se da más que todo en los adultos”.

Un llamado de alerta

Según la Academia Americana de Pediatría, la apnea del sueño afecta a aproximadamente un 2% de todos los niños, incluyendo a muchos que no han sido diagnosticados.

“La apnea del sueño puede suceder varias veces mientras el niño duerme”, observa la experta en salud infantil. “Este trastorno se caracteriza por episodios donde el niño para de respirar por unos segundos debido a la obstrucción de las vías aéreas superiores. La respiración vuelve a la normalidad con un ronquido fuerte o un sonido de ahogamiento”.

De no recibir tratamiento, la apnea del sueño puede causar varias afecciones, incluyendo problemas del corazón, de conducta, de aprendizaje y de crecimiento.

“Los niños con sobrepeso tienen un riesgo más alto de padecer apnea del sueño, al igual que los que nacen con ciertas condiciones médicas, como síndrome de Down, parálisis cerebral, deformidades del cráneo y cara, por ejemplo”, explica la doctora Ceja.

El remedio

Lo más importante es cuidar la salud de los menores dándoles una alimentación saludable baja en grasa, sin azúcares e incluyendo cinco porciones de frutas y verduras al día, indica la doctora Ceja. “El sobrepeso contribuye al ronquido en los niños y también a la apnea del sueño”, apunta la galena.  “Es importante que los menores pierdan peso y hagan ejercicio al menos una hora cada día”.

Si el niño ronca, respira por la boca o hace pausas respiratorias al dormir, la pediatra aconseja que sea evaluado por su doctor general o un especialista en vías respiratorias (otorrinolaringólogo).

“El tratamiento puede ser tan simple como controlar un problema de alergias o necesitar un procedimiento quirúrgico para remover las amígdalas y las glándulas adenoides”, resume la especialista. “Si estos tratamientos no son efectivos, algunos menores con problema de ronquido necesitarán dormir con una máscara de presión continua de aire [CPAP, por sus siglas en inglés] por vía nasal”.

Como los adultos, los niños con apnea del sueño tienen que dormir con una máscara de paso de aire. Shutterstock

Algunas afecciones

Los menores que no duermen bien debido al ronquido o la apnea infantil podrían tener los siguientes problemas de salud:

  • Sobrepeso
  • Hiperactividad
  • Irritabilidad
  • Agresividad
  • Dificultad para dormir
  • Somnolencia
  • Cansancio durante el día
  • Bajo rendimiento escolar

Fuente: ElDiarioNY

Regalanos un Like!!!

No hay comentarios

Participa en el debate, deja un comentario.