Al sistema 911 también le rebotan los pacientes

1

Santo Domingo, República Dominicana. Existen tres elementos que son claves para activar el Sistema Nacional de Atención a Emergencias y Seguridad 911. El primero, que el evento esté poniendo en peligro la vida o los bienes de un ciudadano.

Zoraima Cuello

El segundo, que esté sucediendo en el instante y, por último y muy básico, que quien llama sepa bien la dirección que da.

El 911 acciona con varias instituciones y cuando estas no funcionan afecta la eficiencia del sistema.

Que en un hospital no haya camas disponibles para atender a un paciente que llega en una ambulancia son de esas situaciones que los choferes de unidades viven de vez en cuando y que la viceministra de la Presidencia y vocera del sistema, Zoraima Cuello, confirma: “es cierto que a veces los hospitales no tienen capacidad para recibir una ambulancia”.

Y este dato, fue alertado primero por una usuaria de las redes sociales, Henriette Wiese Sánchez, cuando contó a este diario su positiva experiencia al usar el 911. “Le salvaron la vida a mi esposo. Llegaron en menos de 10 minutos y ya tenían su historial médico porque en lo que se trasladaban otro de la línea telefónica me iba preguntando. Lo malo fue en las clínicas que no había espacio o no querían recibirlo sin un depósito grande, a pesar de tener seguro”.

Precisa el periódico El Caribe que la falta de camas también fue narrada, en detalle, por un chofer de ambulancia del 911. “Amanecen tres y cuatro unidades en los hospitales públicos porque no hay cama y ellos (los médicos) lo atienden en la misma camilla de la ambulancia. Eso está pasando mucho, he sabido amanecer en (los hospitales) Moscoso Puello, Padre Billini y en el (Salvador B.) Gautier”, dice este chofer de 35 años que prefiere no decir su nombre.

Desde el Sistema de Emergencia también existen las quejas para los ciudadanos, porque si antes las llamadas molestosas al 911 eran su fatiga más grande (continúan ocurriendo, en las últimas dos semanas hubo 72 sentencias relacionadas a ellas, según confirma Cuello), la inexactitud de las direcciones para llegar al evento es otro tremendo dilema del 911. Y esta queja va en escala: Desde Cuello, pasa por el director de Operaciones, Luis Ferrand, y termina en José (nombre ficticio), que es el chofer de ambulancia.

“Un asunto clave que afecta la llegada (de las unidades de emergencia) es el tema de la señalización… Tenemos muchos problemas con la localización de los puntos, sobre todo en los barrios populares”, explica Cuello.

La sede del 911 está ubicada en la avenida Abraham Lincoln #69. En los dos años que tiene esta institución, dependencia del Ministerio de la Presidencia, ha atendido 88 mil 311 casos de condición crítica de salud, seguido por accidentes con 57,490, agresiones físicas, con 43,132 y violencia doméstica, con 41,015 llamadas, entre otras emergencias. Este sistema tiene bajo su disposición 5 mil policías, 1,200 paramédicos, médicos y técnicos en transporte sanitario, mil agentes de la Autoridad Metropolitana de Transporte (Amet), 500 bomberos y 200 en el servicio de la Comisión Militar del Ministerio de Obras Públicas.

Regalanos un Like!!!

1 Comentario

Participa en el debate, deja un comentario.