Juan Chalas será exaltado al salón de la fama de SPM

0

SAN PEDRO DE MACORIS.- El Salón de la Fama de los Deportistas Petromacorisanos recibirá en su nicho otro de los grandes atletas que esta provincia ha dado al deporte dominicano.

Asimismo, la exaltación el próximo 11 de septiembre convertirá a Juan Chalas en otro de los deportistas dominicanos que tendrán la doble condición de inmortal.

Captura de pantalla 2016-08-22 a las 17.42.34Chalas es el tercero de seis deportistas que verán realizados sus sueños de abrazar la inmortalidad en la provincia que los vio nacer. Otros dos anunciados con antelación, José Offerman y Carlos Juan Benhart, lo harán por primera vez.

Inmortalizado en 2003 por el Pabellón de la Fama del Deporte Dominicano, Chalas llegará al Olimpo del deporte petromacorisano el domingo 11 durante un ceremonial, el séptimo que celebra el Salón de la Fama de esta ciudad, programado para iniciar a las 11:00 de la mañana en el Salón Don Francisco Comazammy de la Alcaldía Municipal, luego de un opening que abrirá una hora antes.

Juan Eric Yermenos, presidente del Salón de la Fama de Deportistas Petromacorisanos, manifestó que los próximos tres inmortales serán anunciados en los días por venir, una vez concluya la selección que hace el Comité de Escogencia integrado por propios directivos del Salón de la Fama.

Vida deportiva

Chalas tiene el honor de haber sido el primer atleta dominicano de judo en ganar una medalla en los Juegos Centroamericanos y del Caribe. Se vistió de gloria en la versión número 12 que se celebró en Santo Domingo en 1974, evento que marcaría un antes y un después del deporte nacional.

Destacado atleta de los 65 kilogramos, Chalas volvería a competir con éxito en otra versión de los Juegos Centroamericanos, como los de Barranquilla ’78, Colombia.

En Santo Domingo ganó la presea de bronce después de perder encendidos combates ante Manuel Luna y Héctor Rodríguez, quienes a Venezuela y Cuba las preseas de oro y plata, respectivamente.

Rodríguez volvería a cruzarse en el camino del dominicano en 1978, y esta vez en el choque por el cruce a la final su verdugo fue el mexicano Jorge Lozano, quien a la postre se quedó con la de plata.

También tuvo el honor de representar el país en los VII Juegos Panamericanos, que se efectuaron en México en 1975 y a los VIII que se celebraron en Puerto Rico en 1979.

Chalas tiene en su haber la participación en los Juegos Olímpicos de Munich en el año 1972, teniendo para la época 16 años, para convertirse en el atleta más joven de esta disciplina en participar en una Olimpíadas.

Tiene además el honor de haber ganando innumerables medallas en infantil, juvenil y adultos siendo el único en el país que ha logrado la difícil categoría libre con apenas 66 kilogramos de peso.

Tras el retiro

Luego de dejar el tatami como atleta en 1983, Chalas inició carrera un año después como entrenador y árbitro, llegando a sobresalir como juez entre los mejores del continente y actuando en Juegos Centroamericanos y Panamericanos. Obtuvo su licencia árbitro en el 84 en Cuba y luego la de juez mundial en Hamilton, Ontario, Canadá, ocho años después.

La carrera arbitral del ingeniero Chalas Jiménez, tuvo su máxima representación cuando participo en los XXVIII Juegos Olímpicos de Atenas 2004.

Además arbitró en diversos Campeonatos Mundiales, Panamericanos y Centroamericanos y del Caribe.

Desde el año 1983 se desempeñó como Director Técnico Nacional de la Fedojudo, posición en la que ayudó eficientemente a elevar el número de medallas en Juegos Centroamericanos y del Caribe y Juegos Panamericanos.

Chalas Jiménez, viene de una familia que ha sido una verdadera propulsora del judo en República Dominicana, pues precisamente su hermano, Juan Alberto, se destaco en la práctica del judo a principios de la década de los años setenta, informó El Nacional.

Su padre, el ingeniero Juan Chalas Mallen, fungió como presidente de la Federación Dominicana de Judo del Kodokan, Fedojuko, en esa misma década.

 

Regalanos un Like!!!

No hay comentarios

Participa en el debate, deja un comentario.