Hay más de 4,658 casas dañadas por las inundaciones

0

Las inundaciones registradas en República Dominicana han golpeado de manera dramática las viviendas. De acuerdo con informaciones ofrecidas ayer al periódico elCaribe por el Instituto Nacional de la Vivienda (INVI) a nivel nacional se han reportado unas 4,658 con daños, por lo que ameritan ser reparadas.

inundaciones

Del total de casas afectadas, hasta ayer la institución había evaluado 1,760 para repararlas. El primer levantamiento que se había realizado -con los primeros aguaceros-, antes que se alcanzara el nivel de gravedad al que condujeron las más recientes lluvias, indicaba que se requerían unos RD$250 millones para arreglos de viviendas, mientras que para la construcción no se ha podido cuantificar porque dependerá del tipo de terreno y de la cantidad de casas dañadas.

“Hay una cantidad importante que deberá construirse, pero no tenemos los terrenos aún. Y dependiendo del terreno es que sabemos cuánto sería la inversión. Estamos primero yendo en auxilio de la gente, porque hay zonas donde no hemos podido entrar”, aseguró el director general del INVI, Mayobanex Escoto, entrevistado en la sede del organismo, ubicado en la avenida Pedro Henríquez Ureña, esquina Alma Mater, de la capital.

Cuando este periódico le pregunta qué tan golpeadas están las 1,760 viviendas evaluadas por el INVI, respondió que muchas están semidestruidas, con laterales dañados, con el techo dañado o con pisos que se han ido, al ser socavada la tierra por las corrientes de agua. A partir de lo contactado por el INVI, se concluye que la provincia Puerto Plata fue afectada de manera dramática, pero también hay serios daños en Gaspar Hernández, provincia Espaillat. “Hay una zona en Gaspar Hernández donde a casi la mitad de las viviendas se les fueron los aposentos, porque esos aposentos quedaban del lado del río.

O sea, que se iba para el río el aposento y se iba la sala, quedando solo la galería y una salita. Hay una línea completa así de viviendas. Son cerca de 70 viviendas con esa situación”, calculó Escoto. Citó el caso de la zona de Veragua, donde hay cinco comunidades en las que se fue casi todo. “Ahí no podemos entrar en vehículos. Hicimos intentos de entrar en tractores y hubo una parte donde hasta ese aparato se atascó”, agregó.

El INVI ha determinado que en zonas vulnerables no se construirán casas. Por eso, está pidiendo a los moradores que busquen solares en lugares seguros para construirles.

“Estamos recogiendo toda esa información. Tenemos brigadas fijas en todas las provincias, que están levantando las informaciones para entonces ir en auxilio de esas casas cuando las lluvias nos permitan hacerlo”, sostuvo Mayobanex Escoto.

En un giro en la conversación, resaltó que su gestión está manejando los compromisos que hizo el presidente Danilo Medina en su programa de gobierno.

“Nosotros pretendemos reconstruir unas 180 mil viviendas. Vamos a proponernos -y está en el plan- cambiar 236 mil pisos de tierra por pisos de cemento, así como un programa de letrinización que vendría a acompañar todo el programa que vamos a trabajar”, dijo. En República Dominicana constantemente se ofrecen cifras sobre el faltante habitacional.

Por ejemplo, la Asociación de Constructores y Promotores de Viviendas (Acoprovi) ha dicho que, según una investigación, el déficit cuantitativo de viviendas era hace varios años de 910 mil. La misma investigación que refieren los constructores estimó que alrededor de 36,000 viviendas se construyen anualmente en el país. Cuando se habló de las 910 mil viviendas se estableció que se trata de viviendas de interés social (no de bajo costo).

Ayer, Mayobanex Escoto cuando fue abordado prefirió no ofrecer números oficiales sobre la cuestión, tomando en cuenta que llegó hace varios meses a la dirección del INVI y desea tener una base más sólida para opinar. Sin embargo, el funcionario se mostró abierto al tocar ese punto. “Como constructor privado que también soy, estamos por la misma línea de lo que establece la asociación. Aquí en el INVI todavía no hemos sacado el balance porque apenas entramos, y entramos en emergencia. No me dejaron sentar bien, como dicen”, expone Escoto de manera sonriente. Cuando dice “no me dejaron sentar bien”, se refiere a que prácticamente desde que fue nombrado en el puesto comenzaron a producirse situaciones, como las de las inundaciones recientes.

Regalanos un Like!!!

No hay comentarios

Participa en el debate, deja un comentario.