Organiza todos sus juegos colocándolos en una caja, dejando la casa sin regueros.



Entérate más:  Diez cosas que los perros odian de ti