Diputados indican sólo pueden hacer “recomendaciones” sobre el contrato de la Barrick Gold


Santo Domingo. Los diputados del Partido de la Liberación Dominicana (PLD) recomendaron este lunes al presidente Danilo Medina Sánchez dar el primer paso para que el contrato entre la empresa minera Barrick Gold y el Estado dominicano se modifique, tras reconocer que la Cámara Baja solo puede hacer “recomendaciones” a dicho acuerdo.

A pesar de que la Constitución de la República le permite a la cámara baja “fiscalizar”, esta no tiene la “facultad” para revisar algún acuerdo entre el gobierno y empresas, hasta que el Poder Ejecutivo dé una orden.

El portavoz de los diputados del bloque oficialista, Gustavo Sánchez, aseguró que el Congreso Nacional tiene “la competencia de aprobar o rechazar un contrato”, en ese plano, afirmó que no es una “facultad” de la Cámara Baja “modificar contratos”.

Sin embargo, llamó la atención al Poder Ejecutivo para que “llame a la otra parte (Barrick Gold)” para que se pongan de acuerdo.

“Nosotros somos un estado que debemos dar continuidad a las decisiones que se tomen, independientemente de todo”.

Sánchez dijo que si el gobierno se avoca a un “rompimiento con ellos”, estos van a recurrir a “organismo internacionales”, como establece el acuerdo, y “quizás seamos condenados a pagar lo que no tenemos”.

De su lado, el diputado Ramón Cabrera saludó la decisión de la Cámara de Diputados de “revisar” el contrato entre el Estado dominicano y la empresa canadiense Barrick Gold, pero recordó que “la Cámara Baja solo puede avocarse a hacer “recomendaciones” no modificaciones, ya que eso lo debe hacer el Poder Ejecutivo”.

“Nosotros desde la Comisión de Hacienda podemos hacer los cálculos y sugerir cuales son los números, y la viabilidad jurídica del acuerdo”, señalan.

El representante de la provincia Santo Domingo dijo que el tema sobre la Barrick Gold surgió debido al incremento de la onza de oro en los mercados internacionales, “si no hubiese subido no estuviéramos hablando de eso”.

El congresista señaló que “si la compañía minera se va de la República Dominicana entonces tenemos un problema”, no sólo en la cuestión de arbitraje si no también en quién va a explotar el mineral”.

Cabrera enfatizó que lo mejor que debe hacer el gobierno es buscar una salida amigable junto a la Barrick Gold para que lleguen a un acuerdo en que las partes no se vean afectadas.

Por Ramón Ramos para El Nuevo Diario