Hora de reír un poco


accidente

CANADÁ.- Ya es fin de semana, después del feriado de ayer, parece que no fue suficiente. Pero relajate, tomate unos minutos y ríete con las situaciones más graciosas.

Cuando le hagas la cunita de oro a tu hijo, procura que el niño no se caiga. ¡Agarralo bien!

¡Que nunca te pase! Cuando entrés a tu dormitorio confiado de que nada pasará, revisá el ropero, un amigo te puede hacer una broma pesada. Pero lo peor, es que al gracioso se le caiga el ropero encima.

El Intransigente nos aconseja y nos dice que cuando quieras conquistar a una chica, no hagas el baile del caño con un farol, porque se puede romper y vas a quedar muy mal.

acceder

Conviertete en parte de nuestra comunidad!

reinicia la clave

Back to
acceder