Samsung espera resultados récord y amenaza con desbancar a Apple


Samsung Electronics dijo este viernes que prevé un beneficio operativo récord de más de 10,509.23 millones de euros (12,000 millones de dólares) en abril-junio apoyado en una facturación de más de 43,788 millones de euros (50,000 millones de dólares), lo que la situaría por primera vez por delante de Apple (NasdaqGS: AAPL – noticias) como empresa más rentable del planeta.

Según su previsión de resultados publicada este viernes, Samsung pronostica lograr una ganancia operativa de 14 billones de wones (unos 10,600 millones de euros o 12,106 millones de dólares) en el segundo cuarto del año, lo que supondría un 72 por ciento interanual más.

De confirmarse este dato -que se ha situado incluso por encima de las previsiones más optimistas que habían anticipado los economistas surcoreanos- cuando Samsung publique su cuenta de resultados a final de mes, se trataría del mayor excedente operativo trimestral registrado nunca por la compañía.

Pero además la cantidad estaría por encima de los aproximadamente 10,500 millones de dólares (9,192 millones de euros) que se espera que Apple anote en sus cuentas para abril-junio.

La facturación prevista por la empresa con sede en Suwon (al sur de Seúl) es también récord y se situaría en los 60 billones de wones (unos 45,413 millones de euros o 51,876 millones de dólares), suponiendo un 17.8 por ciento interanual más y colocándose también por encima de los 44,900 millones de dólares (39,306 millones de euros) que la estadounidense espera ingresar por sus ventas.

Si se cumple toda esta previsión de resultados, Samsung se convertiría en la compañía más rentable del planeta en los últimos tres meses por delante de la estadounidense de Cupertino.

Eso significaría además que ha sido capaz de generar en términos operativos más de 152,000 millones de wones (114.7 millones de euros o 131 millones de dólares) al día o, lo que es lo mismo, más de 6,300 millones de wones (4.7 millones de euros o 5.4 millones de dólares) cada hora.

Aunque Samsung no desgrana en sus previsiones de resultados los datos por unidades de negocio, los analistas creen que este excelente rendimiento respondería claramente a su rama de chips, su división más robusta.

Se cree que la división de semiconductores habría sumado la mitad de la ganancia operativa (más de 500 millones de euros/600 millones de dólares), lo que supondría otro récord para esta rama que ya logró cifras históricas en enero-marzo.

El encarecimiento de las memorias NAND y DRAM y la capacidad de la empresa de las tres estrellas para poder satisfacer la creciente demanda global de estos productos resulta clave para entender su éxito.

A esto se suma el que el mayor fabricante mundial de chips de memoria (domina el 60 por ciento de este mercado) estrenó el pasado 4 de julio sus operaciones para producir memorias V-NAND de cuarta generación en su planta de chips de Pyeongtaek (al sur de Seúl), que cuenta con la mayor línea de producción del mundo.

Ese mismo día anunció que invertiría otros 22.761,6 millones de euros o 26.000 millones de dólares de aquí a 2021 en dicha fábrica y otros 4.552,7 millones de euros o 5.200 millones de dólares en su planta de semiconductores de Hwaseong.

Todo de cara a incrementar el suministro de unos productos que requieren los teléfonos y tabletas de sus principales competidores.

De este modo, cuánto más electrónica de consumo vendan éstos, más se embolsa Samsung.

Por otro lado, las buenas ventas de los teléfonos inteligentes de alta gama S8 deparan también buenos resultados para la división de telefonía móvil, que en agosto tiene previsto otro lanzamiento estrella, el del Galaxy Note S8.

Samsung ha logrado sobreponerse en poco tiempo del fiasco del teléfono Galaxy Note 7, que dejó de producir y vender el año pasado por repetidos casos de incendio del terminal y que le supuso una pérdida operativa de 6.1 millones de wones (unos 4,627.2 millones de euros o 5.285 millones de dólares).

También ha sobrellevado el reciente arresto y enjuiciamiento de su presidente, Lee Jae-yong, implicado en la trama corrupta que hizo provocó la destitución de la expresidenta surcoreana, Park Geun-hye.

No obstante, los analistas sí consideran que el descabezamiento de la cúpula del grupo, para el cual no se han nombrado nuevos altos cargos, pueda tener un efecto pernicioso para su estrategia a más largo plazo y muchos recuerdan que los éxitos actuales responden a planes de inversión aprobados por las antiguas directivas. EFE