Santo Domingo.- La oficina de Abogados de Pelegrín Castillo informó que la Cámara Civil y Comercial de la Corte de Apelación del Departamento Judicial de Santo Domingo dictó la Sentencia No.545-2017 mediante la cual condenó al conocido empresario español Tomás Olivo y a su empresa GGC Inversiones Inmobiliarias, S.A. a pagar RD$656 millones de pesos en una litis que por muchos años había mantenido paralizada la construcción de El Prado Grand Hotel, ubicado en la avenida George Washington esquina Máximo Gómez.

La decisión de la Corte de fecha 14 de noviembre de 2017 establece la ejecución del contrato de compraventa del 28 de julio de 2006, suscrito entre El Prado Grand Hotel, S.A. y el Arq. Víctor Pimentel Kareh, disponiendo que el señor Tomás Olivo López y GGC Inversiones Inmobiliarias, S.A. paguen a El Prado Grand Hotel, S.A. y al señor Víctor Eduardo Pimentel Kareh, US$11,546,545.49 dólares norteamericanos.

Después de pagar de manera previa en manos del Banco Central de la República Dominicana y/o su continuador jurídico en virtud de cesión de crédito y derecho litigioso, señor Bolívar Bello Veloz, la suma de RD$108,000,000 millones de pesos dominicanos indica Telenoticias.com.do

Los abogados de El Prado Grand Hotel, S.A. y al señor Víctor Eduardo Pimentel Kareh son el Lic. Vinicio Castillo Semán, Dr. Nolberto Rondón y Dr. Héctor Cordero y del empresario español Tomás Olivo y GGC Inversiones Inmobiliarias, S.A. son Dr. Pedro Reynaldo Vásquez Lora, Lic. Virgilio Pou de Castro y Jhoel Carrasco Medina.