Los panameños Toros de Herrera disputarán contra los Leñadores de las Tunas de Cuba la final de la Serie del Caribe de béisbol, que se disputa en Panamá, una sede que siempre ha sido favorable para los cubanos.

El equipo panameño obtuvo su pase a la final tras ganar 1-0 a los Cangrejeros de Santurce de Puerto Rico, en partido disputado en el estadio Rod Carew de Ciudad de Panamá.

Con este marcador, Panamá terminó líder del grupo B, con tres victorias y una derrota, seguido de República Dominicana, con igual número de juegos ganados y perdidos, pero con peor promedio que los canaleros.

El grupo lo cierra Puerto Rico, que había ganado las dos series anteriores, con cuatro derrotas y ninguna victoria.

El partido entre Toros y Cangrejeros fue cerrado y tuvo que salir el ex grandes ligas de Colorado Rockies Manny Corpas para anotar su tercer salvamento del torneo.

«Tenemos que salir igual, como salimos con todos los equipos. Cuba también es un buen equipo, por eso está en la final. Creo que tenemos que salir con sangre en los ojos como se dice», dijo Corpas a AFP.

El abridor panameño, Oriel Caicedo, solo permitió tres imparables, tres bases por bola con dos ponches en 5.1 episodios.

Los relevistas panameños tampoco permitieron mayores alegrías a su rival, que tuvo 24 turnos al bate.

Pese a tener el mejor promedio de ataque de todo el campeonato, contra los boricuas Panamá no tuvo su mejor día a la ofensiva.

Ante Puerto Rico, los canaleros lograron adelantarse en el cuarto episodio por mediación del jardinero Allen Córdoba, tras error del campo corto Alexis Pantoja.

En el séptimo episodio, los locales desperdiciaron una ocasión para ampliar su ventaja, con hombre en tercera base, pero Armando Rivero ponchó a su rival.

El duelo, ganado por Caicedo y perdido por Adalberto Flores, se cerró con una parada espectacular de aire de Guerra.

Panamá buscará su segunda corona, tras la obtenida en 1950 con Carta Vieja Yankees, mientras que Cuba aspira a conseguir su noveno título de la Serie.

A favor de Cuba juega la estadística. En las tres ocasiones en que Panamá ha sido sede de esta competición (1952, 1956 y 1960) un equipo cubano ha salido campeón.

En esta 61 edición los panameños ganaron a Puerto Rico en dos ocasiones (8-7, 1-0) y a Dominicana (4-2), aunque con este último equipo también perdió (5-3).

La Serie inicialmente se iba a celebrar en la ciudad venezolana de Barquisimeto, casa de los Cardenales de Lara, pero fue cambiada a última hora a Panamá por la grave crisis que atraviesa Venezuela.

1 2 3 4 5 6 7 8 9  C  H  E

Puerto Rico   0 0 0 0 0 0 0 0 0  0  5  1

Panamá        0 0 0 1 0 0 0 0 0  1  5  0