Quito, Ecuador. Ecuador, que retiró el asilo al fundador de WikiLeaks, Julian Assange, denunció haber sufrido ataques informáticos, sin que estos hayan afectado portales del gobierno central.

“Han logrado intervenir un correo institucional y una página de un municipio”, señaló la ministra del Interior, María Paula Romo, en su cuenta en Twitter sin señalar posibles responsables.

Agregó que “a pesar de haber sufrido ciberataques en los últimos días, ninguna página del gobierno central, ni de sectores claves del mundo privado, se encuentra intervenida o sacada del aire”.

Este sábado, durante algunas horas, en la página web del municipio de La Maná, una localidad de la andina provincia de Cotopaxi (centro), en lugar de la información habitual había una fotografía de Assange.

En la imagen aparecía el australiano tras ser detenido el jueves en la embajada de Ecuador en Londres, al perder el asilo diplomático que le permitió permanecer en la legación desde 2012.

Romo denunció ese mismo día que una persona próxima a Assange estaba implicada -junto con el excanciller Ricardo Patiño- en un plan de desestabilización contra el presidente Lenín Moreno.

A raíz de la denuncia, las autoridades detuvieron al sueco Ola Bini, quien tiene una orden de prisión preventiva por el presunto delito de ataque a sistemas informáticos.

La ministra también ha señalado a dos hackers rusos que viven en Ecuador y que están vinculados con “ataques sistemáticos” al gobierno ecuatoriano, sin que las autoridades hayan confirmado si son aliados de WikiLeaks.

Suscribete al canal de Youtube Las exclusivas de José Peguero