La fábrica deportiva Nike decidió dejar de vender directamente su ropa y zapatillas en la plataforma de Amazon, interrumpiendo así un acuerdo cerrado en 2017 con el gigante estadounidense del comercio por internet, según anunció la empresa.

“En el marco de los esfuerzos de Nike por mejorar la experiencia de los consumidores a través de las relaciones directas y personales, hemos decidido poner fin a nuestra experiencia piloto con Amazon Retail”, declaró un dirigente de Nike.

La marca precisó, sin embargo, que seguirá usando Amazon para el almacenamiento de sus datos en línea y diversos servicios en internet.

Tras rechazar esa opción durante años, Nike aceptó en junio 2017 ofrecer directamente sus productos en Amazon.com para afrontar la caída de sus ventas y la competencia de Adidas y Under Armour.

El acuerdo con Amazon implicaba que esta última retirara las imitaciones de productos Nike de su plataforma y ya no aceptara las ventas de artículos de la marca deportiva por intermediarios.

Entérate más:  Baby shower deja tres heridos tras disputa por los regalos en EE.UU.