Santo Domingo. La Presidencia de la República Dominicana, a través de la Comisión Permanente de Efemérides Patrias (CPEP), depositó una ofrenda floral en honor al héroe nacional, Teniente Amado García Guerrero, al cumplirse hoy 2 de junio el 60 aniversario de su asesinato, quien fue la persona clave en el éxito del ajusticiamiento de Rafael Leónidas Trujillo, por ser miembro del Cuerpo de Ayudantes Militares del tirano.

El acto solemne se realizó a las 10: 00 de la mañana, en la Plaza al Héroe Nacional Teniente Amado García Guerrero, en la avenida San Martín No. 55, donde cayó peleando con las fuerzas del Servicio de Inteligencia Militar, el día que cumplía 30 años.

La actividad que estuvo encabezada por Juan Pablo Uribe, presidente de la Comisión Permanente de Efemérides Patrias, contó con la presencia de los familiares de los héroes y mártires del 30 de mayo de 1961, así como de Emilio Fernández, viceministro del Ministerio de Educación, en representación de Roberto Fulcar, Luis De León, en representación del presidente del Instituto Duartiano, y ejecutivos de Efemérides Patrias.

Entérate más:  La PN capturada banda por la muerte de teniente policial en Santiago

Luego de entonar las gloriosas notas de Himno Nacional, Emilio Fernández, director de la Dirección De Relaciones Interinstitucionales del Ministerio de Educación, ofreció las palabras de introducción destacando que, se siente orgulloso de comprobar que en cada momento de la historia siempre ha surgido ese héroe o heroína que en un principio no estaba llamado a hacerlo; pero que la providencia ya le tenía marcado su papel en la historia. Agrega: “El teniente Amado García Guerrero no estaba señalado por el sentido común de los hombres a ser el héroe de nada o de nadie, era simplemente un teniente del Ejército Dominicano pobre, mestizo y para más al servicio de hombre que masacraba, torturaba y asesinaba a su antojo a cualquier dominicano que se opusiera a sus designios y que lo venía haciendo desde hace 30 años”.

Fernández dijo que, él no lo sabía pero su espacio ya estaba reservado para la historia, pues con su hazaña logró dar lo mejor a la Patria, un 30 de mayo, ofreciéndole a las generaciones del porvenir una inspiración de lucha por los ideales de la libertad.

Entérate más:  Texas da luz verde al porte de armas en público sin permisos

Por su parte, Juan Pablo Uribe pronunció las palabras centrales del acto patriótico, afirmando que la mañana del 2 de junio iniciaba con lo que se debe hacer, como buenos, conscientes, voluntariosos y verdaderos dominicanos; honrar la memoria, honrar la acción y el ejemplo que encarnó el Teniente Amado García Guerrero.

El comunicador y filósofo indicó que, para que estos hombres que ajusticiaron al tirano llagaran al momento de la determinación histórica de eliminar la cabeza de la más feroz, completa y totalitaria dictadura de América Latina, tuvieron que vivir un proceso interior ideológico, moral y espiritual que lo condujo a empinarse sobre los propios acontecimientos de su vida.

“El hombre no es como comienza, es como termina y la acción del 30 de mayo inscribió a los ajusticiadores del tirano, en la trascendencia infinita de la historia. Este es un acto sencillo, pero no me cabe la menor duda de que los que estamos aquí presentes encarnamos la representación más genuina del espíritu agradecido de la Patria, 60 años después de su vil asesinato”, sostuvo Uribe.

Finalmente destacó que con el decreto 335-21, emitido por el presidente de la República, Luis Abinader, que declara el 30 de mayo como “Día de la Libertad”, y que crea una Comisión de conmemoración del 60 aniversario del ajusticiamiento del tirano durante todo el año, que servirá para difundir, socializar y profundizar la educación cívica, política e institucional de la sociedad dominicana.

Entérate más:  El pan se venderá 10 pesos la unidad