Las autoridades insisten en que la negativa de algunas personas a acudir a los centros de salud cuando tienen síntomas de COVID-19 solo empeora su situación.

Tal es el caso de Gustavo Tavárez, de 73 años, quien espera ser trasladado a otro centro, donde tengan disponibilidad para dar cuidado intensivo, ya que el Moscoso Puello no tiene.

Su hermana, Flora Estevez, de 72, narró a Diario Libre que Tavárez se encuentra en estado crítico, tras contagiarse de coronavirus hace más de dos semanas y no querer acudir al médico.

“Tiene neumonía, muy crónica por COVID y por descuido, porque él se negaba asistir al centro. Una semana me pasé con mi hermano horas tras horas , vamos a al médico, vamos al médico y se oponía… cuando me decidí a llamar al servicio de emergencia para que lo sacaran a cómo diera lugar. Yo sé que es tarde”, dijo entre pena y resignación.

Indica el periódico Diario Libre que Estevez explicó que llegó al Moscoso Puello ayer a las 3:00 de la tarde, donde recibieron a su hermano en el área de triaje, pero su estado delicado y la ocupación del centro no permite que siga siendo tratado ahí.

Entérate más:  Explotación petrolera de Guyana pone en peligro a las costas dominicanas

Angustiada, indicó que aquellos que se contagian deben pensar en su familia y tratar de cuidarse por ellos, para evitar el sufrimiento que ella ha pasado en estos días, al tener a su hermano en ese estado.

“Haciéndome sufrir , yo queriendo llevarlo al centro, queriéndolo llevar a recibir …. Porque yo sé que le hacía falta para su salud y él se negaba”, dijo entre lágrimas.

Sumada a la situación de salud de su Gustavo Tavárez, está la parte económica. Estevez indicó que tiene que realizarle varios análisis a su hermano con un costo de más de nueve mil pesos, ya que el centro no cuenta con un laboratorio y no dispone de ese dinero.