IDominicanas – Es un árbol, pero no cualquier árbol, es la Ceiba pentandra, ubicada en la carretera La Peña, Tamboril en Santiago de los Caballeros.

Seguro has escuchado hablar alguna vez de esta enorme planta, pero aún así, queremos contarte un poco más de él; o mejor dicho imagina que te lo cuenta el mismo arbol.

“Lo más curioso sobre mí que puedo contarte es que tengo más de 850 años, muchos historiadores dicen que incluso más de 1000, la verdad es que perdí la cuenta cuando cumplí los primeros 100 , pero bueno, tengo tanto tiempo aquí que he visto pasar generaciones y civilizaciones, he visto amores y personas bien románticas que se juran amor eterno mientras descansan con sus espaldas pegadas a mi tronco”.

He visto gente estudiando sentados bajo mi sombra, patriotas planeando expediciones, familias disfrutando comidas, peleas sangrientas.

He disfrutado con mucho placer el escuchar a personas asombradas con mi grandeza y otras que planean como poder utilizar mi madera para construir, he lidiado con aves y otros grandes animales, he albergado en mi interior hasta a personas, en fin, he vivido en muchas épocas distintas y he visto al ser humano desarrollarse en todas sus formas naturales”.

Entérate más:  Video - Le propusieron matrimonio y salió corriendo

“Soy Monumento Natural por mi importancia, porque soy considerado como el árbol más grande y robusto del país, por eso recibo cuidados especiales, nadie intenta meterse conmigo, mejor prefieren tomarse fotos y celebrar mi majestuosidad, pero, me preocupa saber que hay árboles que no reciben el mismo trato, me indigna saber que hay personas desconsideradas a las que no les importa la cobertura boscosa, que talan árboles desmesuradamente, que los queman y que se aprovechan de los recursos”.

Hoy no les hablo desde el privilegio que tengo de ser un árbol protegido, les hablo desde el corazón, pidiéndoles:

Sean conscientes y responsables, que cuiden los árboles de su territorio, que reforesten y que entiendan que el mundo es de todos.