Para este viernes se espera que una jueza de Los Angeles decida si pone fin a la tutela que ha controlado durante 13 años la vida de la estrella del pop Britney Spears.

En octubre su padre fue removido de la tutela, que ella calificó de «abusiva», y fue reemplazado por un tutor temporal.



La juez Brenda Penny también aceptó un pedido del abogado de Spears para fijar otra «corta audiencia» con el fin de formalizar la «terminación incontestable» de la tutela.

«¡Esta semana va a ser muy interesante para mí! Es por lo que más he rezado en mi vida», escribió esta semana Spears, de 39 años, en Instagram en un texto que después fue borrado de su cuenta.



En la audiencia de octubre, ambas partes se manifestaron a favor de culminar con la tutela.



Confirmando un vuelco, los abogados de Jamie Spears, padre de Britney, pidieron que fuese terminada de inmediato.

Entérate más:  “DBA Fashion Show” una ventana para los diseñadores jóvenes

Aunque continúa negando que sacó provecho de su condición de tutor para controlar la vida y carrera de su hija, Jamie Spears dijo recientemente que la artista «cree que puede manejar su propia vida».

Pero la jueza Penny aprobó fijar otra fecha para permitir al abogado de Britney, Mathew Rosengart, presentar un plan detallado para la disolución de la tutela.

Otra audiencia fue agendada en diciembre para dirimir asuntos financieros pendientes, incluyendo pagos legales.

– «Britney libre» –

La audiencia del viernes podría ser el punto culminante de una larga campaña que Spears y su legión de fans en el mundo lanzaron para pedir el fin de una tutela que comenzó después de su colapso en 2007, cuando la estrella atacó a un paparazzi en una estación de gasolina.

Ahora, Spears dijo a través de sus abogados que su padre «nunca estuvo a la altura», citando en una petición detalles como su «conocido alcoholismo» y «el trauma que le ha causado a su hija desde su infancia».

Entérate más:  El Alfa se casará en diciembre

En septiembre, afirmó que quería el fin de la tutela lo más pronto posible para poder casarse con su prometido Sam Asghari con un acuerdo prenupcial.

La estrella tiene dos hijos con su exesposo, el rapero Kevin Federline, y tuvo un matrimonio fugaz en Las Vegas con su amigo de infancia Jason Alexander, que fue anulado apenas 55 horas después.

Ella dijo previamente en la corte que su padre le impidió retirarse el dispositivo anticonceptivo, a pesar de querer más hijos. Jamie Spears niega esto.

Cuando el padre dejó de ser el tutor tras la audiencia de octubre, fue reemplazado por el contador John Zabel para atender los asuntos financieros de forma temporal hasta que la tutela sea disuelta.

La tutora profesional Jodie Montgomery fue designada para encargarse de los asuntos personales de Britney hasta el 31 de diciembre, aunque su rol podría finalizar este viernes.

No está claro si Britney Spears aparecerá o se dirigirá a la corte vía telefónica, como hizo en una audiencia celebrada en junio.

Entérate más:  Muere Sebastián Boscán, actor de ‘Pasión de Gavilanes’

Sus fans, portando pancartas con la leyenda «Britney Libre», han estado siempre en las inmediaciones de los tribunales durante las audiencias, por lo que son esperados este viernes.