La estupefacción por la bofetada del actor Will Smith al humorista Chris Rock durante la ceremonia de los Óscar 2022 dio lugar el lunes a reacciones de indignación.

El escándalo lo desató una broma de Rock sobre la cabeza rapada de Jada Pinkett, la esposa de Will Smith, que padece alopecia, nombre médico para la severa pérdida de cabello. Smith se dirigió al escenario y le dio una bofetada. «¡Mantén el nombre de mi esposa fuera de tu puta boca!», le gritó dos veces tras volver a su asiento.



Las expresiones atónitas de las celebridades en el Teatro Dolby, como Nicole Kidman y Lupita Nyong’o, se volvieron virales en las redes sociales, al igual que las críticas al comportamiento de Smith.



El actor y director estadounidense Judd Apatow lanzó una condena enérgica en un tuit que luego eliminó pero que fue replicado por la actriz Mia Farrow: Will Smith «pudo haberlo matado. Simplemente perdió el control de su cólera y su violencia (…) Perdió la cabeza».

Mia Farrow, en tanto, defendió al cómico Chris Rock. «No hizo más que una broma, como él sabe hacer», dijo.

Smith, quien subió al escenario poco después para recibir su Óscar al mejor actor, se disculpó en un largo discurso con la Academia de Hollywood pero no con Rock. Sin hacer mención directa al golpe propinado, se justificó entre lágrimas diciendo que «a veces el amor te hace hacer locuras». Cuestionó también a «quienes faltan el respeto».

Entérate más:  Lo que dice Bad Bunny sobre su comparación con Michael Jackson

La escritora británica Bernardine Evaristo, cuyo padre es nigeriano, Smith desperdició la posibilidad de dar un ejemplo, especialmente para los afroestadounidenses. Cuando «Smith es apenas el quinto negro en ganar el Óscar al actor principal, recurre a la violencia en vez de usar el poder de la palabra para vencer a Chris Rock», tuiteó.

«Y luego invoca a Dios y al amor que le habrían hecho comportarse así», añadió.

El basquetbolista estrella de los Golden State Warriors, Stephen Curry, dijo el lunes estar «aún en schock como todo el mundo».

Curry homenajeó al actor Denzel Washington quien, tras el incidente, consoló a Will Smith diciendo: «En tus momentos más intensos, ten cuidado, ¡ahí es cuando viene el diablo!».

«Los cómicos de stand-up son muy hábiles para manejar a los que espectadores impertinentes. Agresión con violencia física… no tanto», comentó la estrella de «Star Wars» Mark Hamill.

– «Habrá consecuencias» –

De 53 años e hiperpopular en el mundo, Smith recibió el Óscar al mejor actor por su papel en «Rey Richard: una familia ganadora» («El método Williams», en España), una película sobre el padre y entrenador de las tenistas Serena y Venus Williams.

Entérate más:  Segura de sí misma, cantante e influencer expone sus celulitis

En la película, el personaje se deja golpear, sin responder, por jóvenes matones de un suburbio de California. El domingo, sin embargo, Smith dijo que «la vida imita al arte» después de describir su rol de padre superprotector.

Smith, quien saltó a la fama en la serie de la década de 1990 «El príncipe del rap», tiene un historial de roces con Rock que se remonta a varios años, desde que el comediante se metió con Pinkett Smith por el boicot que la pareja le hizo a los Óscar de 2016.

Pero el rapero y productor Sean «Diddy» Combs indicó que la pelea del domingo duró poco y le dijo a la publicación Page Six: «Ya no hay problema (entre ellos), se acabó, puedo confirmarlo».

El actor apareció tarde en la noche en la fiesta de los Óscar de Vanity Fair, y junto a su esposa e hijos posó para fotos y bailó en la pista.

Pinkett Smith no se pronunció en las redes, pero su esposo bromeó en su propio post en Instagram añadiendo: «¡No puedes invitar a la gente de Filadelfia o Baltimore a ningún lugar!», aludiendo a sus ciudades natales.

Entérate más:  ADOPAE lamenta fallecimiento de Augusto Guerrero; resalta sus aportes en la televisión

Aunque las redes fueron inundadas con críticas y algunos usuarios pidieron retirarle el recién entregado Óscar, la integrante de la Academia Whoopie Goldberg descartó la idea.

«No le vamos a quitar el Óscar», dijo en un programa matutino este lunes. «Habrá consecuencias, estoy segura, pero no creo que eso sea lo que hagan. Particularmente porque Chris [Rock] dijo que no presentará cargos».

En las últimas horas algunas voces salieron en defensa de Smith. Liam Payne, excantante de One Direction, dijo a periodistas: «Creo que tenía derecho a hacer lo que hizo».

La representante demócrata Ayanna Pressley, quien padece de alopecia, le agradeció a Smith. «Felicitaciones a todos los maridos que defienden de la ignorancia e insultos cotidianos a sus esposas que sufren de alopecia», tuiteó Pressley y luego borró el mensaje.

El también representante demócrata Jamaal Bowman también recurrió a Twitter y también eliminó lo escrito: «Una lección a sacar: no bromear con el cabello de una mujer negra».