Santiago.Un adolescente de 17 años se suicidó tomando una sustancia venenosa, en un hecho ocurrido en el distrito municipal de La Canela.

Veneno



El menor presuntamente venía padeciendo desde hace un tiempo problemas depresivos, cada vez que recordaba que hacía nueve años su padre se había quitado la vida también tomando un veneno.

En la habitación donde fue encontrado el cuerpo de Edwin Báez Lantigua también hallaron el insecticida denominado Kuik 90 SP.



Informa el periódico El Caribe que El adolescente fue hallado muerto por su madre Rosa del Carmen Lantigua en la habitación de su vivienda.

La progenitora confirmó que su hijo vivía triste cada vez que recordaba a su padre.

Entérate más:  Vaguada seguirá provocando aguaceros este viernes