Tienen miedo


Santo Domingo. La Procuraduría General de la República tomó hoy medidas extremas de seguridad en el local que opera esa institución, en víspera del inicio de una nueva jornada de protestas que anunció para mañana el Frente Amplio de Lucha Popular (Falpo) y previo a una serie de apresamientos que se espera se hará en las próximas horas sobre el caso Odebrecht.

Agentes de la Policía colocaron hoy Vallas de seguridad frente a la sede de la Procuraduría y la Suprema Corte de Justicia. Foto El Nacional

En varias fotografías publicadas este lunes por el periódico El Nacional se observa que el local de la Procuraduría General de la República se encuentra prácticamente militarizado, con acceso ristringuido hasta para los miembros de la prensa.

Frente al edificio, donde también opera la Suprema Corte de Justicia, la Policía colocó una serie de barricadas de metales y agentes contramotines.

Mientras, el Falpo, a través de uno sus voceros, Grabriel Sánchez, llamó a la población a incrementar las acciones de lucha contra la corrupción y anunció para mañana la instalación de un campamento frente al edificio de la Procuraduría General de la República, para protestar contra los actos de prevaricación que se producen en el país.

Denunció que desde la Presidencia de la República se ejecuta un plan perverso para criminalizar las protestas, por lo que advirtió que esa trama no pasará.

Dijo que el pueblo ya decidió seguir participando en la histórica tarea de combatir la corrupción, por lo que nada ni nadie hará que el Falpo se aparte de su propósito.

acceder

Conviertete en parte de nuestra comunidad!

reinicia la clave

Back to
acceder