Intentó tener sexo con una pesa en el gimnasio y terminó muy mal


Los Bomberos de Worms, Alemania, fueron llamados de urgencia desde un gimnasio de la ciudad por una emergencia médica. El hecho ocurrió en las últimas horas del viernes pasado, cuando la rara comunicación indicaba que se necesitaba de los socorristas para poder rescatar a un hombre que había quedado atrapado en una pesa de 2.5 kilogramos.

“Cómo algunos de nuestros bomberos pueden ser muy delicados se muestra por un mensaje diferente que llegó al centro de control hoy”, indicó el comunicado de los bomberos. En el informe explicaron que un hombre había introducido su pene en el orificio del disco y que no podía sacarlo de allí.

Delicadamente, llamaron al pene del socorrido como “una parte del cuerpo muy sensible”, que claramente no era un dedo. Los bomberos fueron convocados por personal de una clínica que no podían terminar de hacer su trabajo. Necesitaban herramientas que estaban fuera de su alcance.

Para poder liberar al miembro de la víctima, debieron utilizar una sierra hidráulica para poder cortar el hierro que componía el pesado -e incómodo- disco luego de tres horas de trabajo.

Mirá la publicación:

Fuente: http://www.infobae.com/