El Ministerio de Defensa aumenta la seguridad en la frontera


La salida de la Misión de Estabilización en Haití (Minustah), dio paso a un reforzamiento de la frontera dominicana para enfrentar cualquier situación que pudiera generarse desde la vecina nación.

El ministro de Defensa, teniente general Rubén Darío Paulino Sem, confirmó ayer que unos 800 nuevos uniformados fueron sumados a la seguridad para salvaguardar la zona fronteriza.

Desde julio pasado, las policías de Haití y República Dominicana acordaron el establecimiento de oficiales de enlaces ubicados en ambos países para facilitar el intercambio de información que ayude a contrarrestar el crimen. La decisión fue tomada en un encuentro que contó con la participación del jefe del componente policial de la Minustah, Georges-Pierre Monchotte, ante su retiro.

En torno al tema, Paulino Sem precisó  al periódico Diairo Libre que la frontera está reforzada desde antes de la salida de la Minustah.

Al ser cuestionado respecto a cuántos nuevos militares fueron incorporados, se limitó a responder: “De reforzó con 800”.

La Minustah culminó el pasado domingo la labor que realizaba desde hace 13 años en Haití, con más de 2,300 cascos azules.

A partir de este lunes se inició una nueva misión dispuesta por el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas. Se trata de la Misión para el Apoyo a la Justicia en Haití (Minujusth), integrada por 7 unidades de Policía con 295 oficiales, los que estarán por un periodo inicial de 6 meses. La meta es fortalecer las instituciones, el sistema judicial y apoyar a la Policía haitiana en defensa de los derechos humanos.

Haití, con casi 11 millones de habitantes, cuenta con un cuerpo policial de 15 mil agentes, y trabaja en la conformación de sus nuevas Fuerzas Armadas que dispondrá inicialmente de 500