Caso de enfermero abre debate sobre legislación de la necrofilia en Bolivia


Un caso de necrofilia ha impactado en Bolivia, luego de que un enfermero fuese sorprendido en la morgue del hospital Clínicas de La Paz, intentando violar el cadáver de una mujer.

El acusado fue identificado como Grover M. C. de 27 años, un estudiante de enfermería, quien fue sorprendido por el exesposo de la difunta mujer, cuando intentaba violar el cadáver.

El hombre habría atacado físicamente al enfermero, para luego denunciar a las autoridades el acto de necrofilia, consigna diario La Razón de Bolivia.

Pero debido a un vacío en la legislación boliviana, el hombre no podrá ser juzgado por necrofilia, pues ese delito no existe en la ley del vecino país, por lo que se le imputarán cargos por “actos obscenos” y “uso indebido de bienes del Estado”.

“Eso (la práctica de la necrofilia) no está tipificado en nuestra economía jurídica penal, pero este hecho ya ha sido de conocimiento de los fiscales. Se ha abierto un proceso y estamos viendo los tipos penales que podrían adecuarse a esa conducta”, indicó Ramiro Guerrero, fiscal general de Bolivia.

Ambos delitos por los que podría ser imputado, “actos obscenos” y “uso indebido de bienes del Estado”, conllevan bajas penas. En el primer caso de 1 a 4 años de presidio, y el segundo delito entre 3 a 24 meses de reclusión.

La fallecida mujer tenía 28 años y según los primeros antecedentes, el enfermero debía prepararla para su funeral, momento que usó para intentar abusar de su cuerpo.

El acusado afirma no recordar lo sucedido, explicando que “algo pasó en su cabeza”. “Ha sido como un sueño, luego he sentido un golpe detrás de mí de un familiar”, indicó el enfermero, según diario El Deber de Bolivia.