Rodrigo Alves saltó a la fama luego de gastar más de medio millón de dólares en cirugías para lograr tener el físico idéntico a un muñeco Ken, el célebre compañero de Barbie. Lo que nunca imaginó es que su abrupto cambio de imagen le iba a traer consecuencias con la policía.

El hombre de 35 fue detenido por la policía de Berlín, Alemania, luego de que no pudo proveer a las autoridades un pasaporte válido cuando le fue requerido.

“Estaba filmando un show de TV para la cadena alemana PRO7 cuando la policía detuvo al personal y pidió identificaciones”, explicó a Daily Mail.

“Todos los papeles y los permisos estaban bien, pero yo no traía mi pasaporte vigente, solo un antiguo”, agregó.

En redes sociales circulan fotos de Rodrigo esposado por la policía y trasladado a una comisaría.

“He cambiado tanto en estos años que no me reconocieron”, declaró.

Indica el portal de MSN que al final el incidente se aclaró una vez que sus datos pudieron ser escaneados.

El “Ken humano” siempre ha estado ligado al escándalo. Además de los continuos problemas de salud que le han acarreado sus incontables cirugías estéticas, fue echado de “Big Brother Celebrity” por conducta inapropiada.