A pocos días de que inicie el torneo otoño-invernal dominicano, las Estrellas Orientales presentan su principal fortaleza para acabar con la sequía de 50 años sin levantar el laurel.

Por los alrededores del estadio Tételo Vargas se respira el entusiasmo y la alegría de que este podría ser el año ‘verde’. Para ello, la gerencia de los Orientales ha trabajado arduamente, principalmente en su relevo, que ha sido el talón de Aquiles en los últimos años.

“Estamos muy contentos con el material que hemos conseguido, desde el año pasado nos dimos cuenta que nuestro talón de Aquiles era el bullpen. No nos podíamos quedar iguales. Por eso, nos embarcamos en ver cómo podríamos conseguir a través de cambios, sorteo de novatos y el desarrollo de nuestros talentos que tenemos para fortalecer”, expresó José Mallén Calac, presidente de Operaciones.

No solamente el pitcheo de las Estrellas hace sonreír a sus más fieles fanáticos, la esperanza de ver juntos a Robinson Canó, Miguel Sanó y Fernando Tatis, entre otros jugadores de Las Mayores antes de la semifinal hace crear una gran ilusión en las filas verdes
.
Agregó que tendrá sólida rotación abridora con Radhamés Liz, Néstor Cortés, Evan MacLane y Wes Parsons.

Lanzadores: Alexis Candelario, Confesor Lara, Delvin Hiciano, Marlon Arias, Román Méndez, José Valverde, Al Alburquerque, Domingo Acevedo, Phillips Valdez, Edgar Alberto García, Edgar de la Rosa y Esmerling Vásquez.