Una buena presentación, llegar puntual y tener un breve resumen de la oferta son puntos clave para triunfar en una entrevista laboral.

No obstante, estos no son los únicos elementos a cuidar. A continuación enlistamos tres puntos básicos por los que las probabilidades de un candidato en una entrevista laboral caen de manera radical:

1Muchos tecnicismos

Un reclutador decide en los primeros 60 segundos de conocer a un aspirante si lo considera para el puesto o no. Así no sólo se trata de mejorar los conocimientos más técnicos y prácticos; pensar fuera de esta caja será fundamental.

Así los más cualificados en temas técnicos tendrían que desarrollar aptitudes de liderazgo, sociales y emocionales; mientras que el proceso también se vivirá a la inversa.

Siguiente