Con el más reciente gran terremoto en California, la pregunta que mucha gente se hace desde hace años volvió: “¿Es este el gran terremoto?” Y es que California es una de las ciudades que están a la merced de la conocida “Falla de San Andrés”. ¿Qué es esto y por qué genera tanto miedo?

La falla de San Andrés

Las “fallas” son regiones donde las placas tectónicas se unen y suelen ser propensas a terremotos constantes y fuertes. La más estudiada de ellas es la de San Andrés; que abarca todo el estado californiano. Sobre ella se encuentran Los Ángeles y San Diego.

Hace alrededor 160 años, la parte media de la falla se “rompió”. Después la parte norte; de hecho, por este evento sucedió aquél devastador terremoto de 1906 que dejó a San Francisco en ruinas y costó miles de vidas humanas. Aunque parece que lo peor está por caer.

En la sección sur de la peligrosa falla no se ha producido un terremoto desde hace 300 años, aunque los registros geológicos aseguran que en esta parte suele haber un terremoto fuerte cada 150 años. El gran problema es que entre más tiempo tarde en suceder dicho terremoto, más tensión se acumula en la falla y más devastador podría ser.

Acorde a información de la BBC; en la Conferencia Nacional de Terremotos en Estados Unidos, los expertos advirtieron que la falla está textualmente “cargada y lista” para estallar en cualquier momento. California y ciudades aledañas están sentadas en una bomba de tiempo.