Con Grand Slam en el décimo inning del veterano Howie Kendrick, los Nacionales de Washington vencieron anoche a los Dodgers de Los Ángeles 7×3 y disputarán el campeonato de la Liga Nacional en el béisbol de las Grandes Ligas.

Los Nacionales ganaron la Serie Divisional por 3-2 y se medirán a partir del viernes a los Cardenales de St. Louis, que sellaron previamente su duelo con los Bravos de Atlanta con un triunfo arrollador 13×1.

En el décimo episodio, Adam Eaton abrió con boleto, Anthony Rendón le siguió con doblete y el dominicano Juan Soto fue caminado intencionalmente, para dejar la escena lista al bambinazo de Kendrick.

Así, los Dodgers, el segundo equipo con mayor cantidad de triunfos en la temporada y el primero en lograr su boleto a la postemporada, se despiden, mientras que los Nacionales, que avanzaron con el boleto de wildcard, ahora ganaron su primera serie de playoffs desde que están en Washington.

La victoria fue para el relevista Daniel Hudson (1-0) y el revés para Joe Kelly (0-1), responsable de la debacle del décimo capítulo.

– Agresivos Dodgers –

Los Dodgers salieron al terreno sumamente agresivos: en el mismo primer inning ligaron doble de Joc Pederson y jonrón de Max Muncy para arrancar 2×0 arriba.

El abridor de Washington Stephen Strasburg concedió después boleto a Justin Turner para lanzarle al peligroso Cody Bellinger, a quien ponchó para el primer out de la entrada.

Matt Beaty continuó con hit por encima de segunda y Corey Seager roleteó por segunda para forzar el dobleplay.

Los Dodgers cruzaron el plato otra vez en el segundo con un batazo de cuatro esquinas del boricua Kike Hernández.

En el tercer inning, los Dodgers amenazaron con un hombre en tercera base, pero Strasburg liquidó la entrada.

Cody Bellinger se embasó por error, robó segunda y llegó a tercera en jugada de selección en roletazo por el cuadro de Beaty, pero Strasburg liquidó a Corey Seager por la vía del ponche.

Los Nacionales anotaron su primera carrera en el sexto con doblete de Rendón y sencillo del dominicano Soto, todo ante los envíos del abridor Walker Buehler.

– Inesperada reacción –

Los Nacionales empataron sensacionalmente en el octavo con dos jonrones consecutivos de Rendón y Soto frente al estelar zurdo Clayton Kershaw, quien dictó desde entonces el mal camino para los Dodgers.

Eso fue todo para Kershaw en la lomita al ser sustituido por el japonés Kenta Maeda, quien ponchó de 1-2-3 a los veteranos Kendrick y Ryan Zimmermann, así como el brasileño Yan Gomes.

En el décimo, Eaton negoció un importante pasaporte, Rendón le siguió con doblete y Soto fue caminado intenacionalmente para llenar las bases y buscar el out en cualquier almohadilla.

Pero, contrario a los planes del lanzador Kelly -y de los miles de fanáticos en el Dodger Stadium de Los Ángeles- , Kendrick disparó el bambinazo decisivo que le dio a los Nacionales la posibilidad de discutir el campeonato de la Liga Nacional.

Suscribete al canal de Youtube Las exclusivas de José Peguero