En Polonia una mujer, ‘armada’ con una fregona y un cubo de agua, defendió su tienda de un ladrón que ingresó a robar con una pistola. La mujer estaba cerrando la tienda en su pueblo de Pinczyn, cuando el hombre entró y empezó a exigir dinero.

El video muestra cómo el ladrón entra en la tienda, llevando un pasamontañas, y se acerca a la mujer, que está limpiando una habitación trasera. Cuando el ladrón saca la pistola y la amenaza, la señora le arroja el agua sucia y lo golpea con el trapero. Al final, el delincuente huye con la única cosa que logró robar: un paquete de cigarrillos.

¿Usted qué opina?