Imagen ilustrativa. (FUENTE EXTERNA)

ESPAÑA- Un empresario fue detenido en Galicia, en el norte de España, por el presunto robo de dos millones de mascarillas que habría luego vendido en Portugal, indicaron este lunes las autoridades, en plena búsqueda de material de protección contra el coronavirus.

El presunto robo se produjo en una nave industrial de Santiago de Compostela, perteneciente a una empresa en concurso de acreedores.

Allí dentro había “cerca de 2 millones de mascarillas, entre otro material sanitario”, valorado en total en unos 5 millones de euros, según un comunicado del gobierno regional gallego.

La investigación, según el comunicado, “apuntó a un empresario de la ciudad, que había sido visto alrededor de la nave”. El hombre se habría reunido con unos ciudadanos portugueses que luego “accedieron al interior de esta empresa”.

“La hipótesis actual es que, después de robar el material sanitario, este fue vendido a una empresa afincada en Portugal”, por lo que se ha pedido la colaboración de la policía portuguesa, precisó el comunicado.

Las autoridades añaden que “el robo se produjo cuando la pandemia del coronavirus ya estaba presente en varios países y era considerado un problema de salud pública”, por lo que los autores “eran plenamente conscientes de que era un material muy necesario en la lucha contra la enfermedad y que ya comenzaba a escasear en el mercado”.

El empresario fue detenido y puesto a disposición judicial, mientras se sigue investigando “para dar con el resto de autores y las personas que presuntamente recepcionaron el material en Portugal”.

España es el segundo país del mundo con el mayor número de muertos por Covid-19, con más de 13.000 hasta la fecha.

Desde hace tres semanas, la disponibilidad de material sanitario para los profesionales y los pacientes ha sido una necesidad urgente en los hospitales, muchos de ellos desbordados ante la fuerte afluencia de enfermos de coronavirus.

Numerosos profesionales se quejaron en las últimas semanas de no disponer de material suficiente, tal como mascarillas, guantes o uniformes de protección antiadherentes.

En virtud de las medidas adoptadas por el gobierno español, las empresas que tengan en stock material de protección sanitario tienen la obligación de ponerlo en conocimiento de las autoridades, para que éstas puedan disponer de dicho material.

Sigue a EnSegundos en Google News