Los familiares de Fausto Francisco Capellán Guillén, el recluso muerto a tiros a manos de un compañero penitenciario en la fortaleza Juan Pablo Duarte, de San Francisco de Macorís, exigieron a las autoridades entregarles el dinero y las prendas propiedad del reo.

Nicole Cepeda, quien se identifica como hija del interno fallecido, dijo que del centro carcelario solo les han devuelto una maleta con ropa y zapatos.

Afirma que Capellán Guillén tenía dentro del penal prendas de oro valoradas en más de medio millón de pesos y alrededor de 600 mil pesos en efectivo.

La joven de 26 años muestra a Diario Libre fotos de Fausto Francisco Capellán Guillén donde exhibe las prendas mientras se encuentra en el penal.

Según dice, esos bienes fueron adquiridos por su padre de manera lícita. Dijo que el privado de libertad fallecido se dedicaba al negocio de préstamos dentro del recinto carcelario.

Cepeda asegura que el propio reo les informó a ella y a sus hermanos que la banda dirigida por el recluso Jesús María Dolis de la Cruz (Manuelcito), presunto autor del homicidio, lo despojó de las joyas y del dinero.

Entérate más:  Vendiendo galletas logró que su hijo se graduara de la universidad

Nicole Cepeda entiende que el crimen de su progenitor fue por el robo del dinero y las prendas.

Por la muerte de Fausto Francisco Capellán Guillén un tribunal de la provincia Duarte impuso a Dolis de la Cruz tres meses de prisión preventiva como medida de coerción. El presunto homicida ya tiene una condena de 20 años de prisión por otro homicidio.

La Dirección General de Prisiones suspendió temporalmente al alcaide del recinto penitenciario alojado en la fortaleza Duarte. La funcionaria penitenciaria Lilyan María Santana de Jesús fue sustituida por Edward Enrique Santos Gutiérrez como parte de la investigación del suceso