La administradora de Cabañas Obsession salió al frente al proyecto de ley que obligaría a clientes de moteles presentar cédulas, en el entendido que esos establecimientos son usados por delincuentes para planificar fechorías.

Patricia Pimentel, administradora de Cabañas Obsession, respondió al diputado Luis Henríquez, proponente de la iniciativa, “que se equivocó medio a medio”.

“Los moteles y cabañas no son eso que usted dice. Si quiere buscar los nidos de delincuencia solo párese en el balcón de su casa. Aquí la delincuencia común esta donde quiera, en cualquier esquina, en cualquier barrio o residencial; los negocios de drogas se hacen en las altas esferas y en los rincones más atrasados de nuestro país”, afirmó Pimentel en su cuenta de Instagram.

Recomendó al legislador del PLD-Santo Domingo que, si su deseo es realmente hacerse notar o legislar para su pueblo, pues que comience con reordenar sus ideas.

“….déjese de eso! ¿Quiere hacerse notar?, ¿Quiere legislar para su pueblo?: reordene sus ideas y hágalo. Si no encuentra el norte, reencuéntrese con sus raíces”, exhortó Pimentel a Henríquez.

Entérate más:  “Quiero que ese desgraciado ácido del diablo desaparezca de RD”

Senala N DIGITAL que el legislador peledeista argumenta su pieza legislativa en que “las cabañas actualmente están siendo utilizadas como zonas francas para la delincuencia”.

Ante la ola de delincuencia que afecta el país, el diputado hizo enfoque en el uso que se le da a las cabañas y depositó un proyecto de ley mediante el cual se busca la identificación de las personas que quieran hacer uso de estos espacios.

En su iniciativa de ley, establece que las personas que hagan uso de estos centros deberán presentar una cédula de identidad o pasaporte para ingresar.