El presidente francés, Emmanuel Macron, llamó este lunes a la calma ante la situación «muy explosiva» en la región caribeña de Guadalupe, que registra una serie de violentas protestas desencadenadas por la obligación de los sanitarios a vacunarse.

«No podemos usar la salud de las francesas y los franceses para llevar a cabo luchas políticas», indicó Macron durante una visita a Amiens, a unos 115 kilómetros al norte de París, llamando a que se mantenga la «calma» y «el orden» público «.



Un movimiento de protesta contra la obligación del sanitario personal y cuidados a vacunarse, que se convirtió en una crisis social salpicada por numerosos incidentes, sacude esta isla de las Antillas, donde el gobierno envió refuerzos.

«Hay una situación que es muy explosiva y que está vinculada a un contexto muy local, a tensiones que ya conocemos que son históricas», aseguró el jefe de Estado que llamó a no «ceder ante la mentira y la manipulación» por quienes quieren aprovechar .

«El gobierno está movilizado», agregó. El primer ministro francés, Jean Castex, debe celebrar el lunes a las 18H00 una reunión con los ministros de Ultramar, Interior y Sanidad, así como con políticos guadalupeños.



Los refuerzos policiales enviados por el gobierno empezaron el domingo a desmantelar las barricadas, vigiladas por grupos de «15 a 20 personas», indicó la víspera un responsable de la gendarmería de Pointe-à-Pitre, el coronel Jean Pierre.

Pero las autoridades educativas suspenden las clases presenciales en escuelas y liceos este lunes, cuando 30 personas deben comparecer ante la justicia por participar en los altercados que sacuden la isla desde hace una semana.

Los incidentes, marcados por el levantamiento de barricadas, incendios y saqueos de comercios de alimentación o farmacias, tiene lugar pese a la instauración de un toque de queda nocturno en la isla.

La Unión General de Trabajadores de Guadalupe (UGTC), sindicato al frente de la movilización, llamó el sábado «a continuar con la movilización y reforzar los piquetes de las populares populares».

Entérate más:  Barbados se despide de la reina Isabel II y se convierte en república

Hasta el 16 de noviembre, un 46,4% de los mayores de edad recibieron al menos una inyección de vacuna anticovid en Guadalupe, según las autoridades, una tasa mucho menor a la registrada en los territorios de Francia en Europa.

Macron subrayó este lunes que los guadalupeños se sumaron «progresivamente y, cada vez más, a la vacunación», al comprender que era «la solución», y pidió el restablecimiento «de la calma y el respeto (…), la tranquilidad y el orden público «.