En el este de Ucrania, cerca de la frontera con Rusia, se intensifican los ataques de rebeldes separatistas contra las poblaciones.

Muchos habitantes de las provincias de Lugansk y Donetsk, en la región del Donbás, ya han decidido huir. Otros buscan refugio en sus sótanos.



DW estuvo en una de estas poblaciones, en territorio controlado por los separatistas prorrusos. Para el periodista @opizanor Putin busca más influir en la política interna de Ucrania con el reconocimiento de estas regiones como independientes.



Entérate más:  España: Proponen otorgar licencia menstrual remunerada a trabajadoras