Santo Domingo, RD.- El ministro de Energía y Minas, Antonio Almonte, afirmó este miércoles que la transición energética representa un gran desafío para República Dominicana, por lo que la actual gestión está enfocada en el estímulo y en la producción de energías de fuentes renovables.

Al participar de forma virtual en el encuentro de Latam Future Energy, que busca incentivar las energías renovables en Latinoamérica y el Caribe, el ingeniero Almonte manifestó que para lograr la transición energética en el primer año de gestión firmaron contratos de compra y venta de energías de 800 megavatios basados en energías renovables.



El ministro Almonte resaltó que esta iniciativa de promover la producción de energías limpias, impulsada por el presidente Luis Abinader, tiene como finalidad conseguir una matriz energética más diversificada, menos dependiente de los mercados internacionales y que vaya de la mano con el medioambiente.

Dijo que más del 80 por ciento de las plantas que operan en el país utilizan combustibles fósiles y que el 100 por ciento de ese combustible hay que comprarlo en el mercado internacional, ya que la nación no cuenta con yacimientos petroleros, pero que trabajan para contrarrestar esta situación mediante el estímulo y producción de energías renovables para en el futuro tener un sistema eléctrico autosostenible.



Entérate más:  Las honras fúnebres que recibirá Augusto Guerrero

“El sistema eléctrico dominicano necesita un gran impulso en la introducción de las renovables como lo estamos haciendo, en este caso concreto. Durante los últimos 12 meses hemos firmado contratos PPA (Power Purchase Agreement o contrato de compraventa de energía) por alrededor de 800 megavatios de proyectos solares fotovoltaicos, que se están instalando, para a finales del 2023 ser inyectados al sistema eléctrico”, destacó.

Almonte señaló que, con estos contratos para la producción de energías de fuentes renovables, República Dominicana está en un profundo proceso de transición energética, encaminándose así hacia la meta de lograr para el 2030 que el 30 por ciento de la energía que se produzca en el país sea de fuentes renovables.

Asimismo, el funcionario resaltó que el 97 por ciento de la población dominicana tiene acceso al servicio eléctrico. “El presidente Luis Abinader quiere impulsar fuertemente la incorporación del 100 por ciento de la población dominicana al acceso de electricidad”.

Entérate más:  Salvador Holguín asegura Danilo Medina podría ser extraditado por caso César el Abusador

Explicó que en el Ministerio de Energía y Minas funciona una Unidad de Electrificación Rural y Sub-urbana (UERS), en la cual se hace un trabajo de conexión de comunidades remotas para que accedan al sistema eléctrico y así cumplir con la meta de brindar electricidad a toda la población.