El Ministerio de Educación cuenta con 18 Direcciones Regionales y 122 Distritos Educativos que le apoyan en su estructura organizativa, incluyendo el distrito 06-07 de Gaspar Hernández, en la provincia Espaillat, donde el programa Nuria Investigación Periodística, se encontró  nuevamente el mal de nunca acabar en la administración pública: el nepotismo, el clientelismo, el favoritismo.

Este distrito educativo es otra muestra de cómo algunos funcionarios administrativos creen que las dependencias gubernamentales que están a su cargo son empresas familiares, e inclusive admitiendo que tienen nombrados a parientes y allegados con una normalidad espantosa, que, por supuesto, a esta altura del juego causa asombro y por qué no, indignación, y es que aunque esta mala práctica ocurre con mucha frecuencia eso  no quita que sea violatorio a la ley. No lo quita.



La costumbre aquí no hace ley al igual que otras graves anomalías que han denunciado residentes en Gaspar Hernández en el manejo de los recursos públicos y que mueven a preocupación en momentos en que los maestros han paralizado la docencia en reclamo de un aumento salarial.



El Ministerio de Educación al igual que el Ministerio de Obras Públicas y de Salud Pública son los principales del país, son los que mayor cantidad de empleados públicos manejan y por supuesto también presupuesto.

En el distrito educativo 06-07 de Gaspar Hernández, Basilio Polanco Sosa, designado, el 20 de octubre de 2020, mediante la orden departamental número 73-20 del Ministerio de Educación, con un salario de 126 mil 250 pesos, para cumplir con las funciones de aprobar los planes de fomento de la educación en el municipio, entre sus tareas están solicitar asesoramiento a las autoridades centrales del Ministerio ante problemas especiales, comunicarles la existencia de fallas y asegurarse del oportuno envío de datos e informaciones, velar por el mantenimiento y la revisión periódica de los controles internos y financieros y recomendar nombramientos.

Según denuncias recibidas, su gestión no se ha centrado en esto, sino en prácticas irregulares.

Una persona con identidad no identificada denunció que  “el encargado de Educación en este municipio está negociando los puestos. Hay evidencias de que está negociando los puestos. Y además de eso, tiene personas presta nombres y tiene sus familiares en su gran mayoría nombrados”, indicó.

A esto se suma personas fallecidas y profesores residentes en el exterior que siguen apareciendo en la nómina y cobrando. Pero antes de pasar a esas anomalías, se iniciará por el nepotismo.

El equipo de Nuria Investigación Periodística acudió directamente donde el funcionario para que explicara  y esta fue la respuesta que dio en un inicio el  director del Distrito Educativo 06-07, Basilio Polanco Sosa,  indicó “Le hablo la verdad. Yo tengo dos hermanos que trabajan, uno como chofer y otro como mensajero”, manifestó refiriéndose a Francisco Polanco Sosa, quien, en la nómina del Ministerio de Educación de febrero de 2022, figura como conserje, no como mensajero, con un salario de 12 mil 741 pesos  y Pedro Polanco Sosa, quien devenga un sueldo de 21 mil 632 pesos como chofer.

El abogado Francisco Álvarez, refirió “tenemos un gobierno muy transparente. O sea, todo está en internet, la nómina, los roles, todo tan en internet. Entonces negarlo. Yo pienso que no sería ni siquiera viable y quizá es una fórmula argumentativa para tratar de normalizarlo y de que se vea como menos de lo que realmente pudiera ser“, indicó.

Pero hubo otros familiares que el funcionario omitió como su hijo, Sandy Anthony Polanco Polanco, quien devenga un salario de 12 mil 741 pesos como auxiliar de la Policía Escolar y quien también labora en un establecimiento comercial de la zona.

Al preguntarle por qué no lo mencionó, aseguró que “dos  hermanos y Sandy también, claro. Yo pensé que usted me refería a lo que era la institución aquí en la…dentro de lo que es el distrito. Están en el distrito, pero están en centros educativos”.

Están en varios de los 68 centros educativos públicos bajo su ámbito jurisdiccional, donde él es quien tiene nombra el personal administrativo, o sea que como quiera se está ante casos de nepotismo.

El Secretario General de la ADP, Julio Canelo indicó que “eso es un hecho que grave, porque el nepotismo está prohibido en la administración pública”

De su lado el abogado Francisco Álvarez, asintió “si efectivamente sus cargos, o sea, los cargos de esos familiares, dependen de su nombramiento o de su decisión. Entonces hay una correlación que lo que la ley quisiera impedir y si son hijos, por ejemplo, o padres o conyugues, están dentro de la inhabilitación de la ley”.

Mientras tanto, un director de un distrito educativo aparentemente no tiene la capacidad para interpretar lo que establecen las leyes y justifica su mala práctica con el mismo argumento.

Entérate más:  Se prende el Cibao - Protestan por apagones de hasta ocho horas

Polanco Sosa dijo que “nepotismo es si yo lo tuviera aquí, dentro de esta institución. Me entiende? Pero en un centro no”.

No obstante a esto, en la nómina aparece también su otra hija, Griselly Milenny Polanco Polanco, quien devenga 14 mil 741 pesos mensuales como secretaria.

“Mi hija está nombrada desde el 2000 y ahora concursó para maestra. Es Licenciada en Educación” reveló Polanco Sosa.

Canelo expresó que  “si ella estaba nombrada desde antes, lo que puede hacer es una reubicación para evitar que esté en su ámbito”.

Como si fuera poco, además de sus dos hermanos y sus dos hijos, en la nómina que dirige, figuran dos personas que trabajan como empleados domésticos de su hogar.

Se trata de Jordy Gabriel Sosa Sosa quien devenga 12 mil 741 pesos como auxiliar de seguridad y también forma parte del personal que labora en la residencia del funcionario y Arelis Pichardo Arias, quien cobra 12 mil 741 pesos como auxiliar de la Policía Escolar pero cuida los nietos del director del distrito educativo.

“Esa señora trabaja. Usted sabe que hay horario nocturno. Y ella trabaja en horario nocturno. Entonces independientemente. Usted tiene un trabajo, puede ser en un horario vespertino o matutino. Y usted tiene derecho a tener su trabajo. O sea, a esa persona se le paga, pero aparte”, indicó Polanco Sosa.

Para el jurista Francisco Álvarez, “independientemente de esa justificación, cuando uno está discutiendo, uno está evaluando un caso donde pudiese ocurrir algún tipo de relación entre un funcionario y una persona que fue designada por su relación con el funcionario. Hay que preguntarse si esa persona fue elegida por sus méritos o fue elegida porque esa persona la conoce el funcionario. Entonces, aunque no está tipificado éticamente, sí es censurable”, aseguró.

Según los testimonios que arrojó esta investigación en  Gaspar Hernández, esto es solo el inicio de toda una serie de irregularidades que se desprenden de esta gestión. Los prestanombres y robos de identidades son otras de las anomalías. Es decir, personas que están designadas y otro cobra por ellos.

El denunciante (prestanombre) Arismendy Hernández denunció, “Vine a hacer una denuncia del señor Leo Castro y a Basilio Polanco donde Leo Castro manda a buscar la fotocopia de la cedula mía para un nombramiento pero ellos no me explicaron bien cómo iba a  hacer la cosa. Entonces, cuando yo le mando la copia de la cedula mía, que yo voy el 18 de enero, ahora, él quiere que yo le entregue la tarjeta y la cédula”.

Fabio García, comunicador de Gaspar Hernández, indicó que  “en Gaspar Hernández se está dando una modalidad igual que la que el Pepca ha denunciado con relación a como se enriquecían ilícitamente autoridades de diferentes instituciones”.

“Después Basilio Polanco me manda una cita y yo creo que es para cosas de trabajo y me dijo que nosotros estábamos cancelados”, señaló Hernández

Y es que hay casos de empleados que han sido supuestamente cancelados sin liquidaciones pero continúan figurando en la nómina aunque no cobren como esta persona que laboraba como conserje desde el 2016 al 2020.

A otro que también le afectaron su identidad para cobrar fue a  José Gil, quien afirmó “cuando me buscan y me dicen los muchachos pero tú estás cobrando y yo digo pero a mí nadie me está pagando”

Antes de ser supuestamente desvinculado devengaba un sueldo de 6 mil pesos y, casi un año después, sigue apareciendo en la nómina pero con el salario duplicado de 12 mil 471 pesos como auxiliar de la Policía Escolar.

Algo similar le ocurrió al agricultor Rómulo Gómez, nombrado a inicios de la gestión del director del distrito, luego de solicitar un trabajo.

Rómulo Gómez, afectado por robo de identidad. Indicó que “cuando yo fui allá a buscar al distrito, me fui a sacar a una nómina del trabajo de la escuela, entonces, cuando estoy sacándola, la muchacha me dijo sí, ya usted pasó, usted está nombrado. Cuando voy a la escuela,  allá al barrio Condor, entonces ahí me dijeron que no, que no, que yo no estaba nombrado. Y qué cosa,  Y esto por qué? Y me hicieron un aguaje y me dijeron No vaya que usted no está nombrado”.

Sin embargo, aparece en la nómina como mayordomo con un salario de 16 mil 240 pesos, por lo que al enterarse decidió acudir personalmente al Banco de Reservas de Gaspar Hernández.

“Me dijeron en el banco que yo no tenía cuenta. Entonces ahí llegó un hermano de Basilio. Cuando me cogieron la cédula, me la pasan otra vez el gerente del banco y me dijo no, usted no está. Entonces un día fui a cambiar un cheque. Cuando voy a cambiar el cheque que me lo dio Ramón, me dijo usted que se llama Rómulo Gómez, me dijo el gerente del banco y le digo si  y él me dijo, no, era para saber nada más“, afirmó Gómez.

Entérate más:  Más protestas en el Cibao a causa de los apagones

Polanco Sosa manifestó que “eso es muy extraño. El gerente debió haberme llamado a mí también para preguntar si hay algo que tiene que ver conmigo. Debió haberme llamado y no me ha llamado. Yo desconozco eso que me están hablando sobre eso.

Uno de los denunciantes con protección de identidad dijo que “Incluso hay personas que los nombra y no le dicen nada. Y cuando ellos se dan cuenta al año, a los seis meses le dice tu si estás nombrado. Y hay evidencia”.

Por su parte, los afectados dicen sentirse usados por los dirigentes políticos de la zona con las que hizo trabajo durante la campaña.

Para el afectado Gómez, “el nombre mío ellos me lo usaron, como yo se poco de letras. Usted me entiende. Entonces me usaron como mula a mí, porque es usándome como mula que están, porque cada vez que voy nunca me sale”.

¿Cuántas personas más de Gaspar Hernández estarán en esa misma condición?

Otro de los denunciantes aseguró que alrededor de 50 personas están en las mismas condiciones

“Yo conozco más de 50 personas”, aseguró un denunciante de identidad no identificada.

Incluso se logró obtener tener acceso a declaraciones juradas firmadas por otras personas que han sido nombradas sin su consentimiento donde testifican su inconformidad,  como son los casos de Santiago Castillo y Vicente Sierra, quienes figuran en la nómina como auxiliares de la Policía Escolar, con un salario, cada uno, de más de 12 mil pesos y ambos afirman “que están usurpando su nombre y cobrando el dinero, cuando es de público conocimiento en Gaspar Hernández que se ganan el sustento de sus familias como agricultores”.

El abogado Francisco Álvarez, manifestó que “se está entre comillas estafando al Estado dominicano, porque cuando tú tienes una función pública artificialmente creada para tú obtener una remuneración de un trabajo que tú no estás haciendo y tú lo haces de manera consciente, entonces eso también afecta a la persona que prestó el nombre y a la persona que lo nombró”.

Pero no todos han sido nombrados sin su consentimiento, también hay casos de personas que prestan su nombre con conocimiento aunque no realicen ninguna función y a cambio reciben una comisión de salario.

Este es el caso de este mecánico que fue contratado como conserje en diciembre de 2020 con un sueldo de 12 mil 743 pesos pero admite que cedió el puesto a otra persona que es quien realiza la labor.

El prestanombre Ruddy Antonio Flete, indicó “Si yo he recibido. No tengo la cantidad exacta”.

De su lado el abogado Francisco Álvarez indicó aue “Si la persona lo hace con consentimiento y recibe una remuneración del tipo que sea por esa función pública que no está ejerciendo, a ella también le cabe esa, esa tipificación”.

Mientras que Ruddy Antonio Flete señala que “porque todos aquí, allá abajo en el distrito saben las condiciones en las que yo estoy allá”.

Ante estos graves hechos, cuestionamos al director del distrito educativo y esta fue su respuesta.

Polanco Sosa indicó que  “se han hecho y se están haciendo la auditoría necesaria establecida por el Ministerio de Educación. Y esa auditoría. El que no estás trabajando no puede cobrar en esta gestión. No puede cobrar”.

“Él es el responsable de la gestión de personal hoy. Y él debe procurar como funcionario del sistema educativo dominicano, procurar un saneamiento. Es decir, él es prácticamente parte de un entramado y por lo tanto él tiene que pagar la consecuencia de sus actos. Él no puede justificar cosas tan graves como las que están ocurriendo ahí”, señaló Canelo.

Por ejemplo, profesores que están en la nómina de febrero de 2022 pese a que residen en el exterior, como  Juan José Cabrera  quien devenga 55 mil 514 pesos como maestro de básica en la Escuela Rafael Ramos Mercado y Elena Almengo, con un sueldo de 31 mil 479 pesos como maestra de primaria en la Escuela Básica Joba Arriba.  Ambos tienen años residiendo en Estados Unidos. Así lo confirmamos en llamadas telefónicas a familiares.

Sobre este tema, el director del distrito educativo lo que alega es que esos maestros entregaron sus expedientes para fines de jubilación, lo que resulta un poco extraño, sobre todo debido a que uno de ellos, Juan José Cabrera, apenas tiene 37 años de edad.

Entérate más:  Delincuentes entran a discoteca y asaltan a los clientes en Santiago

“La ley 451-08. Establece tres régimen de jubilación automática. Es decir, un profesor que tiene 20 años en servicio, sin importar la edad, puede retirarse. Eso se llama una jubilación anticipada. Pero además, el que tiene 25 años en servicio y 55 años de edad también puede retirarse. Y el que tiene 30 años en servicio, sin importar la edad, también puede retirarse, agotando naturalmente todo el procedimiento”, aseguró Canelo.

Mientras tanto, la nómina se carga aún más con los maestros sustitutos que el Ministerio de Educación debe contratar para cubrir las vacantes dejadas por los profesores que siguen cobrando pese a que se encuentran residiendo fuera del país. Así como con los fallecidos que siguen cobrando. Tal es el caso de Ana Lilian Martínez De La Cruz, quien todavía hasta octubre de 2021 devengaba un salario de 12 mil 741 pesos pese a que en ese entonces ya tenía unos 9 meses de fallecida, tal y como lo confirmamos recientemente al conversar con cámara oculta con un familiar de la señora durante nuestra visita a Gaspar Hernández.

“Las personas que han fallecido aquí en mi gestión, nosotros hemos tramitado. Su acta de defunción. Porque rápidamente esa persona tiene que ser sustituida por otra. Y si no la sustituye. Tienen un plazo para sustituir inmediatamente llegue el expediente. Porque la difusión es normal, aseveró Polanco Sosa.

La gran cuestionante es a donde van a parar las comisiones de los prestanombres y los salarios de las personas fallecidas y los profesores que viven en el exterior.

Para el también afectado por robo de identidad, Rómulo Gómez, “yo no le puedo decir quien lo está recibiendo ahora mismo. Yo sé que me están cobrando en nombre mío y cobrando los cuartos por el nombre mío, porque estoy nombrado y todo y salgo”.

Mientras que  José Gil, afectado, expresó “bueno, ahí si yo no le puedo decir a usted que es nadie. Ellos mismos”.

De su lado Polanco Sosa  dijo, “nosotros no nos vamos a prestar a ninguna charlatanería. Pero no lo vamos a prestar tampoco a cuestiones que mañana no afecten nuestra moral”.

Mientras, la ADP lo pone en duda.

Canelo, dijo que “ese director de distrito debe ser suspendido de inmediato para fines de investigación, porque ahí lo que procede, ahí lo que se observa, es que hay todo un entramado de corrupción, es decir, personas muertas que están todavía en la nómina, gente que están en la nómina, pero a lo mejor cobra otra persona. Todo eso evidentemente que es corrupción”.

En este reportaje se solicitó una entrevista con un representante de las autoridades centrales del Ministerio de Educación, a través de su dirección de Comunicación,  a los fines de que la institución fijara una posición ante estas graves anomalías  y todavía se está a la espera de una respuesta.

Por su parte, Canelo entiende que “el Ministerio de Educación no puede hacerse la vista gorda con un caso tan grave como este. Es probable que se esté haciendo esto en otros distritos, por lo tanto deben haber, debe haber un saneamiento de toda la nómina del Ministerio de Educación”.

Solo la nómina de personal administrativo del Distrito Educativo 06-07 asciende a 1,220 empleados por más de 17 millones 890 mil pesos y la del personal docente consta de 790 empleados por 32 millones 776 mil pesos, para un total de más de 50 millones de pesos provenientes del 4 por ciento del Producto Interno Bruto a la Educación que están siendo despilfarrados.

“Precisamente ya se van a cumplir diez años de la implementación del 4%. Y cuando uno analiza los resultados de la inversión del 4%, uno realmente tiene que llegar a la conclusión de que el Ministerio de Educación tiene que revisar su práctica. Porque no es posible que con tantos recursos invertidos todavía el país esté por debajo de los estándares en materia de calidad educativa, manifestó Canelo.

Mientras tanto, los estudiantes dominicanos, incluyendo los 8 mil que son responsabilidad del distrito educativo 06-07, continúan por debajo del promedio de la región, según el Estudio Regional Comparativo y Explicativo 2019, realizado por la UNESCO, cuyos resultados revelan que 8 de cada 10 estudiantes de tercer grado no tienen conocimientos básicos de matemáticas y apenas un ínfimo 0.4% logran posicionarse en nivel de desempeño más alto (nivel 4) de esa asignatura.

Esta investigación deja en evidencia la carencia de la calidad educativa y por ende del gasto público.