A once días de desaparecido, el joven Natanael González Belén permanece desaparecido. Nada se sabe de él ni de su yipeta, en la que salió el pasado 11 de julio a buscar una mercancía.

Natanael vive junto a sus padres en Sabana Perdida, Santo Domingo Norte, y se dedica a la distribución de electrodomésticos que llevaba a vendedores y negocios para su comercialización.



De acuerdo a El Nuevo Diario, la última vez que su familia supo de él fue el 11 de julio a las 6 de la tarde, dice su hermano Rubén González.

Natanael no tiene hijo y tiene tres hermanos.



“No queremos que el caso se quede así”, expresa Rubén mediante llamada telefónica.

La Policía dice que está investigando para resolver el caso que es complejo. La familia quiere respuestas.

Entérate más:  300,000 mensual como ministro de Estado sin Cartera