San Francisco, Estados Unidos . Quince empleadas y exempleadas de Apple acusaron a la firma de una mala gestión de sus denuncias sobre conductas sexuales inapropiadas, dijo el diario Financial Times este jueves.

Las mujeres, activas y retiradas del gigante de la Silicon Valley, denunciaron retaliaciones y respuestas decepcionantes o contraproducentes de la empresa a sus planteos.



Apple dijo al periódico que trabaja duro para investigar las quejas sobre mala conducta y agregó que hará cambios en sus procesos de formación.

Silicon Valley se ha visto sacudido por escándalos de acoso sexual o discriminación en medio del auge del movimiento #MeToo, impulsando procesos de cambio en una industria dominada por hombres.



Una de las mujeres citadas en el texto, Megan Mohr, que se sintió inspirada por #MeToo para denunciar en 2018 que un colega de Apple le había quitado la camisa y el sostén para fotografiarla tras una noche de tragos mientras ella se durmió por un breve lapso.

Entérate más:  Dedican 6ta Copa de Baloncesto Restauración 2022 Carlos Luciano Díaz Morfa

Tras hablar con recursos humanos sobre el reclamo, la empresa concluyó que la conducta de su empleado era potencialmente criminal, pero que no infringía ninguna política en el contexto de su trabajo en Apple, señaló el diario.

Mohr renunció a su trabajo en enero, tras 14 años en la empresa, y ahora pide a la compañía revisar sus políticas.

Las mujeres entrevistadas para el reportaje representan a una fracción de las 165.000 personas que emplea la firma a nivel mundial.