El Caribe paga uno de los precios más altos del mundo por el petróleo

0

Santo Domingo. El Caribe paga uno de los precios más altos del mundo por el petróleo y el uso de electricidad con fuentes renovables podría rentabilizarse en la zona antes que en otros lugares, expuso a EFE Daniel Shepherd, experto de la Corporación Financiera Internacional (IFC) en América Latina y el Caribe.

petroleo

Shepherd participó esta semana en el Foro de Energía del Turismo Caribeño, que se desarrolló entre los días 10 y 11 de diciembre.

Según la IFC, en el Caribe más del 97 por ciento de la electricidad se genera a partir de combustibles fósiles.

Con una tarifa media de 30 dólares por kilovatio/hora, las facturas de electricidad son de dos a tres veces más altas que en otras regiones de América Latina.

Shepherd manifestó que los países del Caribe “dependen mucho” de la importación de energía y podrían ser mucho menos dependientes de lo que lo son ahora.

América Latina y el Caribe son zonas estratégicas por su naturaleza, reúnen unas condiciones climáticas y naturales -biomasa y vientos- que favorecen enormemente la utilización de energías renovables como la fotovoltáica (sol) o la eólica (viento).

Se trata de un área con abundantes posibilidades de desarrollar energías renovables, pero muchos países del Caribe carecen de marcos normativos y los conocimientos prácticos necesarios, según la Corporación Financiera Internacional (IFC).

“Son países que realmente tienen la posibilidad de usar fuentes alternativas”, afirmó el especialista Daniel Shepherd.

El Foro de Energía del Turismo Caribeño ha reunido a expertos para buscar medidas para reducir el gasto en electricidad del sector hotelero en el Caribe.

Según señaló Daniel a EFE, la electricidad es el segundo coste más importante de los hoteles, solo después del laboral.

En este sentido, explicó durante el foro transmitieron al sector las posibles medidas que se pueden poner en marcha para reducir su gasto energético, algo que puede hacerse, según el experto, mediante la eficiencia y el uso de fuentes alternativas como las renovables.

A su vez se refirió al sector hotelero en Punta Cana, donde dijo que algunos han hecho grandes inversiones para poder generar su propia electricidad.

También en otros países del Caribe hay casos que están haciendo proyectos para generar electricidad a través de paneles solares o proyectos eólicos, “nosotros estamos viendo mucho movimiento pero hay necesidad de apoyar aún más”, agregó.

Uno de los principales problemas del uso de energía sostenible es la falta de financiación, explicó Shepherd.

Las empresas afrontan graves obstáculos para acceder al crédito que les permita invertir en energía limpia.

Los bancos no reconocen estas inversiones como una oportunidad comercial por un “desconocimiento técnico de los proyectos”, explicó el experto, quien además indicó que esto les genera incertidumbre y desde IFC demuestran que es rentable, que es factible, apoyan y asesoran.

“Esto está despertando el interés de otros bancos”, añadió.

Por otro lado, Shepherd indicó que el uso de energía renovable en el mundo ha crecido de forma considerable en los últimos cinco años y, “creo que es a raíz de que el coste ha bajado mucho, esto ha permitido hacer mucho más con la energía renovable”.

Respecto a República Dominicana y la problemática energética consideró que en el país hay una necesidad de incrementar la productividad de electricidad para poder responder a la demanda, pero mantuvo que se están buscando diferentes formas de hacerlo y se está diversificando la matriz energética para responder bien a la demanda.

Varios países del Caribe están tomando medidas para adoptar una matriz energética más sostenible.

Barbados promueve la energía solar, y Jamaica ha realizado auditorías energéticas para lograr más eficiencia en el sector hotelero.

Granada, Santa Lucía y Saint Kitts y Nevis están elaborando reformas normativas para protegerse de la inestabilidad de los mercados del petróleo.

Daniel Shepherd, el especialista de IFC en el programa de financiamiento de energía, mencionó un programa de auditoría, donde detectan si las empresas están sufriendo perdidas energéticas y cuáles son sus posibilidades de reducir el gasto energético.

Explicó que apoyaron este programa en Brasil y ahora han presentado la experiencia en República Dominicana con la idea de lanzar “un programa similar en el Caribe” en los próximos meses de abril o mayo, que pueda responder a las necesidades de estos países.

“Antes de este lanzamiento estamos haciendo este análisis, un diagnóstico, viendo bien y claramente cuáles son los problemas, cuáles son las oportunidades, quienes son los actores importantes, con la idea de tener un programa más integrado que pueda responder bien a las necesidades y a las oportunidades”, expuso.

Asimismo explicó que en el sector hotelero suele ser muy parecido, la iluminación, el calentamiento de agua o el aire acondicionado, por ejemplo, son gastos muy grandes para los hoteles y hay que ver la forma de hacer eso con el menor uso de energía. EFE

Regalanos un Like!!!

No hay comentarios

Participa en el debate, deja un comentario.