Consejos para lograr un vientre plano


El verano ya casi está entre nosotros ¡No renuncies a lucir ese traje de baño que tanto te gusta! Aquí encontrarás una serie de consejos, tanto para hombres como mujeres, para lograr un vientre plano y libre de grasa.

Dieta equilibrada

Es fundamental consumir una dieta equilibrada que incluya frutas, vegetales y cereales integrales. La ingesta de cinco o seis comidas balanceadas durante el día ayudan a mantener el metabolismo activo y minimizar los antojos.

Limitar los carbohidratos

Los carbohidratos ayudan a proporcionar energía al cuerpo pero una dieta demasiado rica en hidratos de carbono como pastas, arroz, pan blanco o refrescos azucarados puede ser responsable de problemas como sobrepeso, colesterol o desequilibrio de la glucemia.

Menos sal

Ya sea como condimento, en comidas procesadas, enlatadas o en aderezos varios, la sal es enemiga de las panzas chatas. El sodio atrae el agua, entonces, cuando ingerimos sal en mayor cantidad de la necesaria, retendrás fluidos y tu silueta tomara una apariencia redondeada. Ni hablar de que también se verá reflejada en la balanza.

Beber agua con control

Cuanta más agua se retiene, más agua necesita el cuerpo para diluir la sal de los tejidos y eliminarla en la orina. La recomendación básica es beber ocho vasos de agua al día, pero tampoco conviene abusar, ya que el exceso de agua también puede hinchar tu estómago y dilatarlo.

Comer despacio

Los especialistas recomiendan comer despacio y masticar cada bocado por lo menos 15-30 segundos. Así se trituran los trozos de comida y las enzimas de la boca comienzan a desdoblar los nutrientes. Además, esto le da oportunidad al cuerpo de enviarle una señal al cerebro de que el estómago está lleno.

Evitar comidas que producen gases

Hay ciertas comidas que producen gases o flatulencias en el aparato digestivo en general y el conducto intestinal en particular. Entre ellas los frijoles guisados, arvejas, lentejas, el coliflor, brócoli, repollitos de Bruselas, el repollo, las cebollas, los cítricos y los pimientos. Las proteínas, las grasas producen menos gases que los azúcares e hidratos de carbono.

Limitar el consumo de alcohol

El alcohol tiene un alto contenido calórico. Algunas bebidas mezcladas pueden contener la misma cantidad de calorías que una comida, pero sin los nutrientes, y son las que se acumulan directamente en el temido “Michelin”. La cerveza regular, por ejemplo, tiene aproximadamente 150 calorías por un vaso de 12 onzas (355 ml).

Cuidado con los picantes

Algunos condimentos como el curry, la nuez moscada, la pimienta negra, el chile en polvo, la cebolla, el ajo, el rábano picante, el ketchup, la salsa de tomate y el vinagre hacen que el sistema digestivo se irrite y se hinche. Utilízalos como una forma de darle sabor a tus comidas pero no abuses de ellos.

No a los fritos

Las comidas fritas se digieren mucho más lentamente y hacen que te sientas pesado e hinchado. Pero ciertas grasas son necesarias también. Las grasas recomendadas son las grasas ácidas monosaturadas que se encuentran, por ejemplo, en el aceite de oliva, las nueces, guacamole y chocolate negro.

Descansar bien

El estrés o la falta de descanso y de sueño también influyen a la hora de lucir un vientre plano. Cuando el cuerpo está estresado segrega cortisol, la hormona que produce energía y regula el nivel de azúcar en la sangre, y si se dispara puede influir en el aumento de peso o en la inflamación del vientre.

Incluir una rutina de ejercicios

Es importante añadir una rutina de ejercicios de abdomen para reafirmar los oblicuos y abdominales inferiores y superiores. Ejercicios como sentadillas, abdominales, curvas laterales, giros del torso, planchas y abdominales inversos, ayudan a lucir un vientre en buena forma.

Fuente Holadoctor.com

Mantente informado - Síguenos en Facebook

¿Cuál es tu reacción?

Triste Triste
0
Triste
Ja ja ja Ja ja ja
0
Ja ja ja
Me molesta Me molesta
0
Me molesta
Me gusta Me gusta
2
Me gusta

acceder

Conviertete en parte de nuestra comunidad!

reinicia la clave

Back to
acceder