Rusia investiga apuñalamiento masivo reivindicado por el grupo Estado Islámico


MoscúRusia.Las autoridades rusas afirmaron el domingo estar investigando al más alto nivel el ataque con cuchillo cometido en la ciudad siberiana de Surgut, que dejó siete heridos y fue reivindicado por el grupo yihadista Estado Islámico (EI).

El EI se responsabilizó del ataque de Surgut poco después de haber reivindicado los atentados en España que el jueves dejaron 14 muertos y más de cien heridos, a través de su agencia de propaganda Amaq, calificando al asaltante como uno de sus “soldados”.

Un hombre vestido de negro y encapuchado recorrió las calles del centro de esta ciudad situada unos 2.100 al noreste de Moscú el sábado por la mañana, apuñalando a los viandantes de forma aparentemente aleatoria antes de ser abatido por la policía.

Rusia abrió una investigación por intento de asesinato y no reaccionó de forma oficial a la reivindicación del EI.

El Comité de Investigación, órgano encargado de los grandes casos criminales, afirmó en un comunicado el domingo que “debido a la amplia reacción ciudadana”, su jefe, Alexander Bastrykin, puso el asunto bajo el control directo de su aparato central en Moscú.

Los investigadores afirmaron haber registrado el domicilio del asaltante y estar estableciendo las circunstancias y “los motivos de sus acciones”.

El hombre nació en 1998, precisó el Comité de Investigación, que anteriormente había establecido su fecha de nacimiento en 1994.

Informaciones de prensa sin confirmar habían descrito el sábado al atacante como un hombre de 19 años, cuyo padre procedía de Daguestán, en el Cáucaso Norte, región rusa de mayoría musulmana.

Un video difundido en la página web del diario Izvestia el domingo mostraba al asaltante, un joven delgado, yaciendo en el suelo enteramente vestido de negro con un objeto rojo fijado a su muñeca.

El canal NTV emitió por su parte el video de un testigo en el que un policía perseguía al atacante por las calles y le disparaba aparentemente a la cabeza, tras lo cual el hombre caía al suelo.

Los investigadores habían dicho anteriormente estar indagando “posibles desórdenes psiquiátricos” del joven.

Una de las víctimas permanecía el domingo en estado grave mientras las otras se mantenían estables, precisaron las autoridades.