Otra muerte por un ajuste de cuentas…


La Policía informó que con relación al asesinato de un joven cuyo cadáver fue encontrado con dos balazos y cuatro blocks atados con cadenas en el río Higuamo, en San Pedro de Macorís, se maneja la hipótesis de que se trate de un ajuste de cuentas por asuntos de narcotráfico.

El vocero de la uniformada, coronel Frank Félix Durán Mejía, indicó que Aris Rafael Aquino Vargas, de 33 años, al ser depurado en los registros policiales, posee antecedentes por narcotráfico.

“Los investigadores determinaron que la víctima tiene antecedentes por asuntos de drogas y se movía en el ambiente del narcotráfico.

Hasta el momento no tenemos detenidos, pero hay mucha información que van que van a permitir resolver este caso lo más pronto posible”, manifestó Durán Mejía al periódico El Día.

Aquino Vargas estaba desaparecido desde el pasado 18 de octubre, cuando fue visto por última vez saliendo de su residencia y abordando una jeepeta conducida por un desconocido. Su cuerpo fue recuperado el sábado del río Higuamo por brigadistas de la Defensa Civil y los Bomberos.